Si vuelven a llamarle despues de un mamograma

Escrito por Stacy Simon. Traducción por ContextGlobal, Inc. y editado por Rafael Delfín.
tech or nurse helping a patient get in position for a mammogram


Las mujeres que se hacen su mamograma de rutina a menudo reciben una carta dentro de 30 días en donde se les informa que los resultados fueron normales. Sin embargo, que vuelvan a llamarle después de un mamograma de detección, a pesar de ser inquietante, es bastante común. Recibir una llamada no significa que usted tiene cáncer de seno, sino que los médicos observaron algo que les hizo sospechar. 

Si vuelven a llamarle, por lo general lo harán dentro de una semana para tomar otras imágenes o realizar otros exámenes. Menos de 1 de cada 10 mujeres que reciben la llamada para realizarse más exámenes resultan en un caso de cáncer.

¿Qué otra cosa podría ser?

Un resultado sospechoso puede ser solo tejido mamario denso o un quiste. Otras veces, la imagen simplemente no es clara y es necesario volver a tomarla. O bien, si este es su primer mamograma, es posible que su médico quiera examinar un área más de cerca simplemente porque no hay un mamograma previo con el cual compararlo.

¿Qué sucederá en la cita de seguimiento?

Es probable que le hagan otro mamograma llamado mamograma de diagnóstico (el cual es distinto al primero que es referido como mamograma de detección). Un mamograma de diagnóstico sigue siendo una radiografía de sus senos, pero se hace por una razón diferente.  A menudo, se toman más imágenes durante un mamograma de diagnóstico para que cualquier área sospechosa pueda analizarse minuciosamente. Un radiólogo se encuentra disponible para asesorar al tecnólogo (la persona que opera la máquina de mamografía) para asegurarse de tener todas las imágenes que se necesitan.

Probablemente también le hagan una ecografía, la cual usa ondas de sonido para crear una imagen de computadora de los tejidos en el interior de sus senos. Para este examen, usted estará acostada sobre una mesa mientras un tecnólogo le aplica un poco de gel y le coloca un transductor (un instrumento pequeño similar a un micrófono) sobre la piel.  Es posible que sienta algo de presión a medida que se pasa el transductor por los senos, pero no debe causar dolor. Esta prueba puede usarse para examinar con más detalle un cambio que se observó en un mamograma.

Además, algunas mujeres se harán una MRI (imagen por resonancia magnética, por sus siglas en inglés). Una MRI de los senos usa ondas de radio e imanes potentes para crear imágenes detalladas del interior de los senos.   Para una MRI de los senos, usted se acostará boca abajo dentro de un tubo estrecho por hasta una hora. Esta prueba puede resultar incómoda para las personas a las que no les gustan los espacios pequeños, cerrados, pero no debe ser dolorosa.

Puede esperar conocer los resultados de sus pruebas durante la visita. Es probable que le digan 1 de 3 cosas sobre el área sospechosa:

  • Resultó no ser nada de qué preocuparse y puede continuar con su plan normal de mamogramas programados de rutina.
  • Es probable que no haya nada de qué preocuparse, pero deberá hacerse su próximo mamograma antes de lo habitual, por lo general en 6 meses, para asegurarse que no haya cambios con el tiempo.
  • Podría tratarse de cáncer y es necesario hacer una biopsia para estar seguros.

Es probable que usted también reciba una carta con un resumen de los resultados, la cual le indicará si necesita pruebas de seguimiento o cuándo debe programar su próximo mamograma.

¿Qué sucede si necesito una biopsia?

Incluso si necesita una biopsia de los senos, esto no significa que usted tiene cáncer. No todos los resultados de biopsia confirman un diagnóstico de cáncer, pero una biopsia es la única manera de saberlo. Durante el procedimiento, se extirpa una pequeña cantidad de tejido del área sospechosa que se analiza con un microscopio para ver si hay células cancerosas presentes.

Existen varios tipos diferentes de biopsia; algunos usan una aguja y otros usan una incisión (corte en la piel). El tipo de biopsia que le harán dependerá de cosas tales como qué tan sospechoso se ve el cambio del seno, qué tan grande es, en qué lugar del seno se encuentra, cuántas áreas de cambio hay, otros problemas de salud que usted pueda tener y sus preferencias personales.

Esta muestra de tejido se enviará a un laboratorio donde lo examinará un especialista, llamado patólogo. Llevará unos días, tal vez incluso más de una semana, para que sepa los resultados.  Una vez que los tenga, es importante saber si los resultados son definitivos o si necesita otra biopsia. También es probable que decida que desea obtener una segunda opinión.

Si los resultados son negativos benignos, eso significa que no se encontró cáncer. Asegúrese de preguntarle al médico si necesita algún otro seguimiento y cuándo debe hacerse su próximo mamograma. Si la biopsia muestra que tiene cáncer, su médico puede derivarlo a un cirujano especializado en el seno o a otro especialista de la salud mamaria (mastólogo).

¿Qué sucede si es cáncer?

Si tiene cáncer y le remiten con un mastólogo, use estos consejos para obtener el mayor provecho de su consulta:

  • Haga una lista de preguntas que podrá plantear en su consulta. Descargue una lista de la Sociedad Americana Contra El Cáncer o llámenos al 1-800-227-2345.
  • Traiga consigo a un familiar o amigo. Ellos pueden servir como un par de oídos extra, ayudarle a recordar cosas más adelante y brindarle apoyo.
  • Pregunte su puede grabar las conversaciones importantes.
  • Tome notas. Si alguien usa una palabra que desconoce, pídale que la deletree y le explique lo que significa.
  • Pida a los médicos o enfermeras que expliquen cualquier cosa que no

¿Cómo puedo mantener la calma mientras espero?

Esperar para ir a la consulta médica y para recibir los resultados de las pruebas puede resultar aterrador. Muchas mujeres experimentan emociones fuertes como desconfianza, ansiedad, miedo, enojo y tristeza en estos tiempos de espera. Algunas cosas que debe recordar:

  • Es normal tener esos sentimientos.
  • No todos los cambios en los senos son cáncer, y la mayoría no ponen en peligro la vida.
  • Hablar con un ser querido o un consejero sobre sus sentimientos puede ser de ayuda.
  • Hablar con otras mujeres que han pasado por una biopsia de los senos puede ayudarle.

La Sociedad Americana Contra El Cáncer está disponible en el 1-800-227-2345 las 24 horas del día para responder sus preguntas y brindarle apoyo.

Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.