+ -Text Size

Signos y síntomas del cáncer

¿Cuáles son los signos y los síntomas?

Los signos y los síntomas son ambos señales de lesión, enfermedad o dolencia, o de que algo no está bien en el cuerpo.

Un signo es una señal que puede ser vista por otra persona, como tal vez un ser querido, un doctor, enfermera u otro profesional de atención médica. Por ejemplo, fiebre, respiración acelerada y sonidos anormales de los pulmones que se escuchan a través de un estetoscopio puede que sean signos de una pulmonía.

Por otro lado, un síntoma es una señal que la persona que lo experimenta siente o nota, aunque puede que otras personas no la noten fácilmente. Por ejemplo, debilidad, dolor muscular, y dificultad para respirar puede que sean síntomas de una pulmonía.

Un sólo signo o síntoma puede que no sea suficiente para determinar la causa del mismo. Por ejemplo, el sarpullido en un niño pudiera ser un signo de un número de cosas, tales como exposición a plantas venenosas, paperas, una infección de la piel o una alergia causada por la comida. Sin embargo, si el niño presenta un sarpullido junto con otros signos y síntomas como una fiebre alta, escalofríos, dolor muscular e irritación de la garganta, entonces el médico tendrá un mejor cuadro de la enfermedad. Algunas veces, los signos y síntomas en un paciente aún no proporcionan al médico suficientes pistas como para determinar con certeza la causa de una enfermedad. Puede que después se requieran de exámenes clínicos como radiografías, análisis de sangre o una biopsia.

¿Cómo causa el cáncer los signos y los síntomas?

El cáncer es un grupo de enfermedades que pudiera causar casi cualquier signo o síntoma. Los signos y síntomas dependerán de la localización del cáncer, cuán grande es, así como de qué tanto afecta a los órganos o los tejidos. Si un cáncer se propaga (hace metástasis), entonces los signos o síntomas pudieran aparecer en diferentes partes del cuerpo.

A medida que el cáncer crece, éste comienza a ejercer presión en los órganos cercanos, vasos sanguíneos y los nervios. Esta presión ocasiona algunos de los signos y síntomas del cáncer. Si el cáncer se encuentra en un área crítica, como en ciertas partes del cerebro, aun el tumor más pequeño puede causar síntomas de la enfermedad.

Pero en ocasiones el cáncer surge en lugares donde no causará ningún signo o síntoma hasta que ha crecido en gran tamaño. Por ejemplo, los cánceres de páncreas usualmente no causan síntomas sino hasta que han crecido lo suficiente como para presionar los nervios u órganos cercanos (esto ocasiona dolor de espaldas o de abdomen). Otros cánceres pueden crecer alrededor de la vía biliar y bloquear el flujo de bilis. Esto causa que los ojos y la piel adquieran un color amarillento (ictericia). Cuando un cáncer de páncreas causa signos o síntomas como éstos, por lo general está en etapa avanzada. Esto significa que ha crecido y se ha propagado más allá del lugar donde se originó (el páncreas).

Un cáncer también puede causar síntomas, tales como fiebre, cansancio extremo o pérdida de peso. Esto puede deberse a que las células cancerosas utilizan mucho del suministro de energía del cuerpo o a que secretan sustancias que afectan la manera en que el organismo produce la energía que obtiene de los alimentos o el cáncer puede ocasionar que el sistema inmunológico reaccione de manera que cause estos signos y síntomas.

Algunas veces, las células cancerosas segregan sustancias al torrente sanguíneo que causan síntomas que generalmente no se asocian con el cáncer. Por ejemplo, algunos cánceres del páncreas pueden liberar sustancias que causan coágulos sanguíneos en las venas de las piernas. Algunos cánceres de pulmón producen unas sustancias parecidas a las hormonas que aumentan los niveles de calcio en la sangre. Esto afecta los nervios y los músculos, causando que la persona sienta debilidad y mareos.

¿Cómo son útiles los signos y los síntomas?

El tratamiento funciona mejor cuando el cáncer se detecta temprano (mientras se mantiene pequeño y cuando es menos probable que se haya propagado hacia otras partes del cuerpo). A menudo, esto significa que existe una mejor probabilidad de cura, especialmente si el cáncer se puede remover mediante cirugía.

Un buen ejemplo de la importancia de encontrar el cáncer temprano es el melanoma (cáncer de piel). Este cáncer de piel puede ser fácil de remover si no ha crecido profundamente en la piel. La tasa de supervivencia a 5 años (porcentaje de personas que viven al menos 5 años después del diagnosticó) para esta etapa es de aproximadamente 97%. Una vez el melanoma se ha propagado a otras partes del cuerpo, la tasa de supervivencia a 5 años baja a menos del 20%.

A veces, la gente deja pasar por alto los síntomas. Es posible que las personas no sepan que los síntomas podrían significar que algo está mal, o podrían sentir temor a lo que podrían significar los síntomas y no desean buscar la atención médica o no pueden pagar por la misma. Es más probable que algunos síntomas, como el cansancio o la tos, se deban a otra causa distinta al cáncer. Los síntomas puede que sean vistos con poca importancia, especialmente si tienen una causa obvia o si el problema sólo dura un corto tiempo. Asimismo, una persona puede pensar que un síntoma, como una masa en el seno, es probablemente un quiste que desaparecerá por sí solo. Sin embargo, ningún síntoma se debe ignorar o pasar por alto, especialmente si está empeorando o ha estado presente durante un tiempo prolongado.

Muy probablemente, cualquier síntoma que pueda tener no sea a causa del cáncer, pero es importante que sean revisados, sólo por si acaso. Si el cáncer no es la causa, un médico puede ayudar en determinar cuál es la causa y tratarla de ser necesario.

Algunas veces, resulta posible encontrar el cáncer antes de que usted presente síntomas. La Sociedad Americana Contra El Cáncer y otras organizaciones de la salud recomiendan revisiones médicas para detectar cáncer y ciertas pruebas para las personas aun cuando no presenten síntomas. Esto ayuda a encontrar ciertos cánceres temprano, antes de que comiencen los síntomas. Para más información sobre pruebas de detección temprana, lea nuestro documento Guías de la Sociedad Americana Contra El Cáncer para la detección temprana del cáncer. Recuerde que aun cuando usted se haga estas pruebas recomendadas, sigue siendo importante consultar con un médico si presenta cualquier síntoma.

¿Cuáles son algunos signos y síntomas generales del cáncer?

Usted debe saber algunos de los signos y síntomas generales del cáncer. Sin embargo, recuerde que tener cualquiera de estos signos o síntomas no significa que usted tiene cáncer (muchas otras cosas también causan estos signos y síntomas). Si usted presenta cualquiera de estos síntomas y éstos persisten por mucho tiempo o empeoran, por favor, consulte con un médico para saber la causa de ellos.

Pérdida de peso inexplicable

La mayoría de las personas con cáncer experimentará pérdida de peso en algún momento. Cuando usted pierde peso sin razón aparente, a esto se le llama pérdida de peso inexplicable. Una pérdida de peso inexplicable de 10 libras o más puede ser el primer signo de cáncer. Esto ocurre con más frecuencia en caso de cáncer de páncreas, estómago, esófago o pulmón.

Fiebre

La fiebre es muy común en los pacientes que tienen cáncer, aunque ocurre con más frecuencia después que el cáncer se ha propagado del lugar donde se originó. Casi todos los pacientes de cáncer experimentarán fiebre en algún momento, especialmente si el cáncer o sus tratamientos afectan al sistema inmunológico. (Esto puede dificultar aún más que el organismo combata las infecciones). Con menor frecuencia, la fiebre puede ser un signo temprano de cáncer, como por ejemplo en caso de la leucemia o el linfoma.

Cansancio

El cansancio es un agotamiento extremo que no mejora con el descanso. Puede ser un síntoma importante a medida que el cáncer progresa. En algunos cánceres, como leucemia, el cansancio puede ocurrir al principio. Algunos cánceres de colon o estómago pueden causar pérdida de sangre que no es evidente. Ésta es otra manera de que el cáncer puede causar cansancio.

Dolor

El dolor puede ser un síntoma inicial de algunos cánceres, tales como el cáncer de los huesos o el cáncer testicular. Un dolor de cabeza que no desaparece o que no se alivia con tratamiento puede ser un síntoma de un tumor cerebral. El dolor de espalda puede ser un síntoma de cáncer de colon, recto u ovario. Con más frecuencia, el dolor debido al cáncer significa que ya se propagó del lugar donde se originó (metástasis).

Cambios en la piel

Junto con los cánceres de piel, algunos otros cánceres pueden causar cambios en la piel que se pueden ver. Estos signos y síntomas incluyen:

  • Oscurecimiento de la piel (hiperpigmentación).
  • Coloración amarillenta de la piel y de los ojos (ictericia).
  • Enrojecimiento de la piel (eritema).
  • Picazón (prurito).
  • Crecimiento excesivo de vello.

Signos y síntomas de ciertos cánceres

Junto con los síntomas generales, usted debe estar pendiente de otros signos y síntomas comunes que pudieran ser indicaciones de cáncer. De nuevo, pueden existir otras causas para cada uno de estos signos y síntomas, pero es importante ver a un médico tan pronto como sea posible si presenta alguno de ellos.

Un cambio en el hábito de evacuación o en la función de la vejiga

El estreñimiento, la diarrea o un cambio en el tamaño de las heces fecales (excremento) por un tiempo prolongado puede que sea un signo de cáncer del colon. Por otro lado, el dolor al orinar, sangre en la orina o cambios en la función de la vejiga (tales como orinar con mayor o menor frecuencia) pudieran estar relacionados con cánceres de próstata o de vejiga. Debe informarle a un médico sobre cualquier cambio en la función de la vejiga o de los intestinos.

Llagas que no cicatrizan

Los cánceres de la piel pueden sangrar y asemejarse a llagas que no cicatrizan. Una llaga en la boca que no se cura pudiera deberse a un cáncer oral. Esto se debe atender lo antes posible, especialmente en personas que fuman, mastican tabaco o frecuentemente consumen alcohol. Las llagas en el pene o la vagina podrían ser signos ya sea de una infección o de un cáncer en etapa inicial, y deben ser examinadas por un profesional de la salud.

Presenta manchas blancas en la lengua o en el interior de la boca

Las manchas blancas en la lengua o en el interior de la boca pudieran ser leucoplaquia. La leucoplaquia es un área precancerosa que es causada por una irritación frecuente. A menudo, es causada por el hábito de fumar o el uso de otro tipo de tabaco. Las personas que fuman pipas o usan los productos de tabaco de uso oral están en alto riesgo de leucoplaquia. Si no se trata, la leucoplaquia puede convertirse en cáncer de boca. Cualquier cambio en la boca que dure mucho tiempo se debe examinar inmediatamente por un médico o dentista.

Sangrado o secreción inusual

Un sangrado inusual puede ocurrir en caso de cáncer en sus etapas iniciales o avanzadas. La presencia de sangre en las flemas al toser puede que sea un signo de cáncer de pulmón. Por otro lado, si aparece sangre en el excremento (lo que puede tener un color muy oscuro) podría ser un signo de cáncer de colon o cáncer de recto. El cáncer de cuello uterino o del endometrio (revestimiento del útero) puede causar sangrado vaginal anormal. Asimismo, la sangre en la orina puede que sea un signo de cáncer de la vejiga o del riñón. Una secreción con sangre que salga del pezón puede que sea un signo de cáncer de seno.

Endurecimiento o una masa en el seno o en cualquier parte del cuerpo

Muchos cánceres se pueden palpar a través de la piel. Estos cánceres se presentan principalmente en los senos, los testículos, los ganglios linfáticos (glándulas) y en los tejidos blandos del cuerpo. Una masa o endurecimiento puede ser un signo temprano o tardío de cáncer, y se debe informar a un médico, especialmente si usted acaba de descubrirlo o notar que ha crecido en tamaño. Tenga en cuenta que algunos cánceres de seno pueden manifestarse como piel enrojecida o engrosamiento de la piel en lugar de una masa o protuberancia.

Indigestión o dificultad para tragar

La indigestión o dificultad para tragar persistente pueden ser signos de cáncer de esófago (el tubo de deglución que llega hasta el estómago), de estómago o de faringe (garganta). No obstante, como la mayoría de los síntomas en esta lista, a menudo son causados por otras causas distintas al cáncer.

Cambio reciente en una verruga o lunar o cualquier cambio nuevo en la piel

Cualquier verruga, lunar o peca que cambia en color, tamaño o forma, o que pierde su borde agudo debe reportarse a un médico inmediatamente. Además, se debe informar al médico cualquier otro cambio en la piel. Un cambio en la piel puede ser un melanoma que se puede tratar eficazmente si se encuentra temprano.

Tos persistente o ronquera

Una tos persistente puede que sea un signo de cáncer de pulmón, mientras que la ronquera puede ser una señal de cáncer de tiroides o de la caja sonora (laringe).

Otros síntomas

Los síntomas y los signos antes mencionados son los más comunes que se manifiestan con el cáncer, pero hay muchos otros que no se mencionan aquí. Si nota cualquier cambio importante en la forma en como su cuerpo responde o se siente, especialmente si perdura por gran tiempo o empeora, debe informarlo a su médico. Si no tiene nada que ver con el cáncer, su médico puede averiguar más sobre lo que está pasando y tratar este síntoma de ser necesario. Si se trata de cáncer, estará dándose la oportunidad de tratarlo de forma temprana, cuando el tratamiento es más eficaz.

¿Cómo obtener más información?

Más información de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Hemos seleccionado algunos datos informativos relacionados que también pueden serle útiles. Muchos de estos materiales se pueden leer en nuestro sitio Web www.cancer.org. También se pueden solicitar copias de estos materiales si llama a nuestra línea de acceso gratis al 1-800-227-2345.

Información general sobre el cáncer y la prevención del cáncer

¿Es contagioso el cáncer?

¿Qué es el cáncer?

Guías de la Sociedad Americana Contra El Cáncer para la detección temprana del cáncer

Guías de la Sociedad Americana contra el Cáncer sobre nutrición y actividad física para la prevención del cáncer

Prevention Checklist for Men

Prevention Checklist for Women

Pruebas para el cáncer

Estudios por imágenes (Radiología)

Testing Biopsy and Cytology Specimens for Cancer

Cómo vivir con cáncer

Después del diagnóstico: una guía para los pacientes y sus familias

Preguntas que la gente hace sobre el cáncer

Organizaciones nacionales y sitios Web*

Junto con la Sociedad Americana Contra El Cáncer, algunas otras fuentes de información y apoyo son:

CancerCare
Línea telefónica gratuita: 1-800-813-4673
Sitio Web: www.cancercare.org

    Ofrece información sobre el cáncer y apoyo a las personas con cáncer, a las personas que cuidan de los pacientes y a sus seres queridos.

Instituto Nacional del Cáncer (NCI)
Teléfono sin cargo: 1-800-422-6237 (1-800-4-CANCER)
TTY: 1-800-332-8615
Sitio Web: www.cancer.gov

    Provee información actualizada y precisa sobre el cáncer a los pacientes, sus familias y al público en general.

*La inclusión en esta lista no implica la aprobación de la Sociedad Americana Contra El Cáncer.

Independientemente de quién sea usted, nosotros podemos ayudar. Comuníquese con nosotros en cualquier momento, de día o de noche, para recibir información y asistencia. Llámenos al 1-800-227-2345 o visite nuestro sitio Web en www.cancer.org.

Referencias

Department of Health and Human Services. Agency for Toxic Substances and Disease Registry. Cancer Fact Sheet. Accessed at www.atsdr.cdc.gov/COM/cancer-fs.html on August 10, 2012.

National Cancer Institute. Cáncer:
preguntas frecuentes
. Accessed at www.cancer.gov/cancertopics/factsheet/Sites-Types/general on December 18, 2009. Content no longer available.


Last Medical Review: 11/29/2012
Last Revised: 11/29/2012