Cáncer de hueso

+ -Text Size

Causas, factores de riesgo y prevención TEMAS

¿Sabemos cuál es la causa del cáncer de hueso?

Se desconoce la causa exacta de la mayoría de los tipos de cáncer de hueso. No obstante, los científicos han descubierto que el cáncer de hueso está asociado con diversas afecciones, que se describen en la sección sobre factores de riesgo. De todas formas, la mayoría de las personas con cáncer de hueso no tienen ningún factor de riesgo conocido. Se están llevando a cabo investigaciones para obtener más información acerca de las causas de estos tipos de cáncer.

Los científicos han avanzado mucho en el conocimiento de cómo ciertos cambios en el ADN de una persona pueden hacer que las células normales se tornen cancerosas. El ADN transporta las instrucciones para casi todo lo que hacen las células. Generalmente nos parecemos a nuestros padres porque de ellos provino nuestro ADN. No obstante, el ADN afecta más que nuestro aspecto externo. Puede tener influencia en nuestros riesgos de desarrollar determinadas enfermedades, incluidos algunos tipos de cáncer.

El ADN se divide en unidades denominadas genes. Los genes llevan las recetas para producir las proteínas, que son las moléculas que determinan todas las funciones celulares. Algunos genes contienen instrucciones para controlar el momento en el que nuestras células crecen y se dividen. Los genes que promueven la división celular son llamados oncogenes. Otros que desaceleran la división celular o hacen que las células mueran en el momento indicado se denominan genes supresores de tumores. El cáncer puede ser causado por mutaciones (defectos) en el ADN que activan los oncogenes o desactivan los genes supresores de tumores. Algunas personas con cáncer tienen mutaciones en el ADN que heredaron de uno de sus padres. Estas mutaciones aumentan su riesgo de desarrollar la enfermedad.

Se conocen las mutaciones de ADN que causan algunas de las formas de cáncer heredados de los huesos (vea la sección “¿Cuáles son los factores de riesgo del cáncer de hueso?). En muchos casos, pueden usarse pruebas genéticas para ver si una persona tiene una de estas mutaciones.

La mayoría de los tipos de cáncer de hueso no son causados por mutaciones hereditarias del ADN. Son el resultado de mutaciones adquiridas durante la vida de la persona. Estas mutaciones pueden deberse a la exposición a radiación o a sustancias químicas que causan cáncer, pero la mayoría de las veces se producen sin un motivo aparente. Estas mutaciones se presentan únicamente en las células cancerosas y, por lo tanto, no pueden transmitirse a los hijos del paciente.

Los científicos están logrando avances en la comprensión de este proceso, pero sigue habiendo algunos aspectos que no se comprenden por completo. A medida que aumenta su conocimiento, tienen la esperanza de poder desarrollar formas de prevenir y tratar mejor los distintos tipos de cáncer de hueso.


Fecha de última actualización: 01/30/2013
Fecha de último cambio o revisión: 01/30/2013