Cáncer de origen primario desconocido

+ -Text Size

Detección temprana, diagnóstico y clasificación por etapas TEMAS

Signos y síntomas del cáncer de origen primario desconocido

Los signos y los síntomas del cáncer de origen primario desconocido varían dependiendo de los órganos a los que se haya extendido. Resulta importante indicar que ninguno de los síntomas presentados a continuación es causado sólo por el cáncer de origen primario desconocido. De hecho, es más probable que sean causados por otra afección distinta al cáncer. Aun así, si usted tiene síntomas que sugieran que algo anormal está ocurriendo, consulte con su médico para que la causa se pueda evaluar y tratar, de ser necesario.

Algunos posibles síntomas del cáncer de origen primario desconocido incluyen:

Ganglios linfáticos inflamados, firmes no dolorosos

Los ganglios linfáticos normales son grupos de células del sistema inmunitario del tamaño de un fríjol que se encuentran por todo el cuerpo y que son importantes para combatir las infecciones. Frecuentemente el cáncer avanza hacia los ganglios linfáticos los cuales se agrandan de tamaño y se endurecen. Una persona puede notar una masa (ganglio linfático agrandado) debajo de la piel de los lados del cuello, arriba de la clavícula, debajo de los brazos o en la región de la ingle. A veces el médico los encuentra cuando hace un examen de rutina.

Una masa en el abdomen que se puede palpar o sensación de llenura

Una masa es un área anormal, tal como una inflamación o área firme que puede ser causada por un tumor. Esto puede ser causado por el crecimiento del cáncer en el hígado o, con menos frecuencia, en el bazo.

Algunas veces las células cancerosas crecen en la superficie de muchos órganos en el abdomen. Esto puede causar ascitis, la acumulación de líquido en el interior del abdomen. La acumulación de líquido puede causar que el abdomen se inflame. Algunas veces puede derivar en una sensación de llenura o distensión abdominal.

Dificultad para respirar

Este síntoma puede ser el resultado de un cáncer que se ha propagado a los pulmones o de la acumulación de líquido y células cancerosas en el área alrededor de los pulmones (un derrame pleural).

Dolor en el pecho o el abdomen

Esto se puede deber al crecimiento del cáncer alrededor de los nervios o a tumores que presionan los órganos internos.

Dolor en los huesos

El cáncer que se ha propagado a los huesos algunas veces causa dolor intenso. Las áreas comunes de dolor incluyen la espalda, las piernas y las caderas, aunque cualquier hueso puede afectarse. La presencia del cáncer podría debilitar los huesos y causar fracturas (huesos rotos) por simplemente haber sufrido una lesión leve o por la simple presión del peso del cuerpo. Esto puede ocasionar un repentino e intenso dolor o empeoramiento del dolor que ya existía.

Tumores en la piel

Algunos tipos de cáncer que se generan en los órganos internos se pueden propagar por medio del torrente sanguíneo y llegar a la piel. Dado que es muy fácil ver las protuberancias en la piel, las metástasis en la piel algunas veces son el primer signo de que un cáncer de origen primario desconocido se ha propagado.

Recuentos bajos de glóbulos rojos (anemia).

Los cánceres que se originan en el sistema gastrointestinal (tal como el esófago, el estómago, el intestino delgado, o el colon) pueden sangrar. A menudo, esto ocurre a un ritmo lento, de manera que no se observa sangre en las heces fecales. A la larga, esto puede derivar en bajos recuentos de glóbulos rojos.

Los recuentos de glóbulos rojos también pueden bajar si el cáncer se propaga a la médula ósea y desplaza las células normales que producen células sanguíneas.

Debilidad, cansancio, falta de apetito y pérdida de peso

Estos síntomas se ven frecuentemente en cánceres más avanzados. Pueden deberse a la propagación del cáncer a órganos o sistemas específicos como la médula ósea o el sistema digestivo. Asimismo, algunos cánceres liberan sustancias en el torrente sanguíneo que pueden afectar el metabolismo y causan estos problemas.

Ésta no es una lista completa de síntomas que pudieran causar cánceres de origen primario desconocido. De nuevo, es probable que la mayoría de los síntomas presentados anteriormente sean por causa distinta a cáncer. No obstante, si tiene cualquiera de estos problemas, es importante que consulte con su médico de inmediato para que se pueda determinar la causa y recibir tratamiento de ser necesario.


Fecha de última actualización: 08/08/2014
Fecha de último cambio o revisión: 08/08/2014