Cáncer de próstata

+ -Text Size

Tratamiento contra el Cáncer de próstata TEMAS

Seguimiento de los niveles de PSA durante y después del tratamiento

A menudo, el nivel de antígeno prostático específico (PSA) es un buen indicador para saber cuán eficaz es o ha sido el tratamiento. En términos generales, su nivel de PSA debe estar muy bajo después del tratamiento. Sin embargo, los resultados del PSA no siempre son fáciles de interpretar, y algunas veces los médicos no saben con seguridad lo que significan.

Es buena idea que antes de comenzar el tratamiento usted pregunte a su médico qué niveles de PSA espera que tenga durante y después del tratamiento, y qué niveles consideraría preocupantes. No obstante, es importante entender que el nivel de PSA es sólo una parte del panorama general. Otros factores también pueden intervenir en determinar si el cáncer aún está presente o si está creciendo.

Resulta importante saber que los niveles de PSA pueden fluctuar un poco por sí solos en algunos casos. Muchos hombres que reciben tratamiento contra el cáncer de próstata se preocupan mucho hasta por un pequeño cambio en sus niveles de PSA. El nivel de PSA en la sangre es una herramienta importante para vigilar el cáncer, pero no todo aumento en el PSA significa necesariamente que el cáncer está creciendo y requiere tratamiento inmediato. Para ayudar a evitar que presente una posible ansiedad innecesaria, asegúrese de entender cuál es el nivel de cambio en el PSA que su médico podría considerar preocupante.

Durante la vigilancia activa

Si usted opta por la vigilancia activa, su nivel de PSA será vigilado minuciosamente (con mayor probabilidad empleando otras pruebas también) para ayudar a decidir si el cáncer está creciendo y si se deben considerar otros tipos de tratamiento. (Lea la sección “Terapia expectante (espera en observación) y vigilancia activa” para más detalles).

Después de la cirugía

El PSA debe bajar a un nivel indetectable dentro de un par de meses después de la prostatectomía radical. Debido a que algo de PSA puede quedar en la sangre por varias semanas después de la cirugía, incluso si todas las células de la próstata fueron extirpadas, los médicos a menudo recomiendan esperar por lo menos de seis a ocho semanas después de la cirugía antes de hacerse la prueba.

En años recientes, las pruebas de sangre para detectar PSA se han vuelto mucho más sensibles, tan sensibles que pueden detectar cantidades muy pequeñas de PSA. Esto pareciera ser algo favorable, pero ha hecho más difícil definir exactamente lo que es un nivel de PSA “indetectable”. Por ejemplo, un PSA de 0.5 ng/mL después de la cirugía puede ser preocupante, pero los médicos no saben con seguridad si lo mismo es cierto para los niveles de 0.01 o 0.02 ng/mL. Algunos médicos recomendarían darle seguimiento a tales niveles de PSA por un tiempo para obtener una mejor idea de lo que pudiera estar ocurriendo, posiblemente con pruebas que se repitan cada varios meses. Otros médicos pueden estar más inclinados a recomendar más tratamiento. Por supuesto, esta incertidumbre puede ser muy estresante tanto para los pacientes como para sus familias.

Tener un nivel detectable de PSA después de la cirugía no siempre significa que aún tiene cáncer. Si usted tiene un bajo nivel de PSA que no está incrementando, esto podría significar que simplemente tiene algunas células benignas de la próstata aún en su cuerpo.

Después de la radioterapia

Los diferentes tipos de radioterapia no destruyen todas las células en la glándula prostática, por lo que no se espera que el PSA baje a un nivel indetectable. Las células normales de la próstata remanentes continuarán produciendo algo de PSA.

El patrón de disminución en el PSA también es diferente al que se reporta después de la cirugía. Los niveles de PSA después de la radiación tienden a bajar gradualmente, y es posible que tome hasta dos años o más después del tratamiento para alcanzar su nivel más bajo.

Los médicos tienden a darle seguimiento a los niveles de PSA cada varios meses para estudiar las tendencias. Un pequeño aumento del PSA en una sola vez puede ser motivo para un monitoreo más minucioso, pero no significa necesariamente que el cáncer regresó, ya que los niveles del PSA pueden fluctuar ligeramente de vez en cuando. Sin embargo, un PSA que está aumentando durante pruebas consecutivas después del tratamiento puede indicar que el cáncer sigue presente. Algunos grupos médicos han propuesto que si el PSA aumenta más de 2 (ng/mL) sobre el nivel más bajo alcanzado, se debe considerar tratamiento adicional, pero no está claro si todos los médicos concuerdan con esto.

Además existe un fenómeno llamado “rebote de PSA” que algunas veces ocurre después de la braquiterapia. El PSA aumenta ligeramente por un corto período de tiempo dentro de los primeros años después del tratamiento, pero luego baja de nuevo. Los médicos no están seguros porqué ocurre esto. No obstante, no parece tener un efecto en el pronóstico del paciente.

Durante el tratamiento del cáncer de próstata avanzado

Cuando tratamientos, como la terapia hormonal, la quimioterapia, o la terapia con vacuna, se usan para el cáncer de próstata más avanzado, el nivel de PSA puede ayudar a indicar cuán eficaz es el tratamiento o cuándo podría ser el momento propicio para intentar una forma diferente de tratamiento.

Los tratamientos deben disminuir el nivel de PSA (por lo menos al principio), aunque en algunos casos puede que sólo ayuden a evitar que aumente más, o incluso a sólo desacelerar el incremento. Por supuesto que otros factores, como si usted está presentando síntomas de la enfermedad y si el cáncer está creciendo (según se observa en los estudios por imágenes), también son importantes al momento de decidir si éste pudiera ser el momento para cambiar los tratamientos.

Si el cáncer se ha propagado fuera de la próstata, el nivel actual de PSA a menudo no es tan importante, como lo son los cambios (en el nivel de PSA) y cuán rápidamente surgen estos cambios. El nivel de PSA por sí solo no predice si un hombre presentará o no síntomas ni el tiempo que él vivirá. Muchos hombres tienen valores muy altos de PSA y se sienten bien, mientras que otros tienen valores bajos y presentan síntomas.


Fecha de última actualización: 10/18/2013
Fecha de último cambio o revisión: 03/12/2014