Cáncer de pulmón no microcítico (células no pequeñas)

+ -Text Size

La comunicación con su médico TEMAS

¿Qué debe preguntar a su médico sobre el cáncer de pulmón no microcítico?

Es importante que tenga conversaciones sinceras y abiertas con su equipo de atención médica contra el cáncer. Usted debe hacer cualquier pregunta, no importa lo insignificante que pueda parecer. Estas son algunas preguntas que debe considerar:

Cuando le informan que tiene cáncer de pulmón

  • ¿Qué tipo de cáncer de pulmón tengo?
  • ¿Dónde está exactamente el cáncer? ¿Se ha propagado desde el lugar donde se originó?
  • ¿Cuál es la etapa de mi cáncer y qué significa eso en mi caso?
  • ¿Necesitaré otras pruebas antes de poder decidir el tratamiento?
  • ¿Se le han realizado pruebas a las células cancerosas para determinar la presencia de cambios genéticos que podrían afectar mis opciones de tratamiento?
  • ¿Tengo que consultar con otros médicos o profesionales de la salud?
  • Si me preocupan los gastos y la cobertura del seguro para mi diagnóstico y tratamiento, ¿quién me puede ayudar?

Al momento de decidir un plan de tratamiento

  • ¿Cuánta experiencia tiene con el tratamiento de este tipo de cáncer?
  • ¿Cuáles son mis opciones de tratamiento?
  • ¿Qué recomienda y por qué?
  • ¿Cuál es el objetivo de mi tratamiento?
  • ¿Debería buscar una segunda opinión? ¿Cómo gestiono esto? ¿Me puede recomendar a alguien?
  • ¿Cuáles son las probabilidades de que se pueda curar mi cáncer con estas opciones?
  • ¿Con qué prontitud tenemos que decidir sobre el tratamiento?
  • ¿Qué debo hacer para prepararme para el tratamiento?
  • ¿Cuánto tiempo durarán mis tratamientos?
  • ¿Cómo será la experiencia del tratamiento?
  • ¿Dónde se realizará mi tratamiento?
  • ¿Cuáles son los riesgos y efectos secundarios de los tratamientos que sugiere?
  • ¿Afectará el tratamiento mis actividades diarias?

Durante el tratamiento

Una vez que comience el tratamiento, usted necesitará saber qué esperar y a qué prestar atención. Puede que no todas estas preguntas sean pertinentes a usted. No obstante, puede ser útil formular las preguntas que sí son relevantes para usted.

  • ¿Cómo saber si el tratamiento está funcionando?
  • ¿Hay algo que pueda hacer para ayudar a manejar los efectos secundarios?
  • ¿Qué síntomas o efectos secundarios debo notificarle inmediatamente?
  • ¿Cómo puedo comunicarme con usted durante las noches, días festivos o fines de semana?
  • ¿Necesito cambiar mi alimentación durante el tratamiento?
  • ¿Hay límites en las actividades que puedo hacer?
  • ¿Qué tipo de ejercicio debo hacer y con qué frecuencia?
  • ¿Puede sugerir un profesional de la salud mental que pueda consultar si empiezo a sentirme abrumado, deprimido o afligido?

Después del tratamiento

  • ¿Hay límites en las actividades que puedo hacer?
  • ¿A cuáles síntomas debo prestar atención?
  • ¿Qué tipo de ejercicio debo hacer ahora?
  • ¿Qué tipo de atención médica de seguimiento necesitaré después del tratamiento?
  • ¿Con qué frecuencia necesitaré exámenes de seguimiento y estudios por imágenes?
  • ¿Necesitaré hacerme algún análisis de sangre?
  • ¿Cómo sabemos si el cáncer ha regresado? ¿A qué debo prestar atención?
  • ¿Cuáles serán mis opciones si el cáncer regresa?

Además de estos ejemplos de preguntas, asegúrese de escribir las que usted desee hacer. Por ejemplo, puede que quiera más información acerca del tiempo de recuperación del tratamiento. También es posible que requiera información acerca de una segunda opinión o con respecto a los estudios clínicos en los que pueda participar.

Recuerde que los médicos no son los únicos que pueden proporcionarle información. Otros profesionales de atención médica, como enfermeras y trabajadores sociales, quizás puedan responder a algunas de sus preguntas. Usted puede encontrar más información sobre cómo comunicarse con su equipo de profesionales que atiende su salud en La comunicación con su médico.


Fecha de última actualización: 02/08/2016
Fecha de último cambio o revisión: 03/22/2016