Resumen sobre el cáncer de seno

+ -Text Size

Tratamiento contra el Cáncer de seno TEMAS

Radioterapia para el cáncer de seno

La radioterapia es un tratamiento que usa rayos o partículas de alta energía (como los rayos X) para eliminar las células del cáncer. Se puede usar para eliminar las células cancerosas que queden en el seno, la pared torácica o el área de la axila después de la cirugía o, menos frecuentemente, para encoger un tumor antes de la cirugía. A menudo, la radiación al seno se necesita después de la cirugía con conservación del seno. Por lo general, se administra después de cualquier quimioterapia. La radiación también se usa para tratar el cáncer que se ha propagado a otras áreas, por ejemplo los huesos o el cerebro.

La radioterapia puede administrarse de dos formas principales.

Radioterapia externa

En la radiación externa, se enfoca la radiación en el área a ser tratada desde una máquina que está fuera del cuerpo. Éste es el tipo más común de radiación usado para tratar el cáncer de seno. Es similar a la radiografía regular, pero la radiación es más intensa.

Para las mujeres que reciben radiación después de la cirugía con conservación del seno o la mastectomía, el tratamiento por lo general se lleva a cabo 5 días a la semana (de lunes a viernes) en un centro ambulatorio. El tiempo que toma el tratamiento es de aproximadamente 5 a 6 semanas. Con algunos métodos más recientes, puede que los tratamientos solo se lleven a cabo por unas pocas semanas o incluso menos tempo. A esto se le llama irradiación acelerada del seno.

Cada sesión del tratamiento dura sólo unos minutos. El tratamiento en sí no es doloroso. Puede que se coloquen marcas con tinta o se tatúen puntos sobre su piel. Estos se usarán como una guía para enfocar la radiación al área correcta, lo que incluye el seno o el pecho y el área debajo del brazo. Pregunte a su equipo de profesionales que atiende su salud si las marcas que usan serán permanentes.

Posibles efectos secundarios de la radiación externa: los efectos secundarios principales de la radiación al seno son:

  • Hinchazón y pesadez en el seno
  • Cambios en la piel sobre el área tratada que pueden variar desde enrojecimiento leve hasta ampollas y descamación
  • Sentir mucho cansancio
  • Es posible que el seno se sienta rígido por un tiempo

La mayoría de los cambios en la piel se alivian dentro de pocos meses. Toma más tiempo para que los cambios al tejido del seno desaparezcan.

La radiación puede ocasionar problemas con la reconstrucción del seno.

La radiación que se dirige al seno o a los ganglios linfáticos que se encuentran debajo del brazo también puede causar algunos efectos secundarios a largo plazo, tal como daño a algunos de los nervios del brazo e hinchazón del brazo a largo plazo (linfedema). Puede encontrar más información sobre los efectos secundarios de la radiación para tratar el cáncer de seno en nuestro documento Cáncer de seno. Para más información sobre linfedema, lea nuestro documento Linfedema: lo que toda mujer con cáncer de seno debe saber.

Braquiterapia

Otra forma de aplicar radiación al seno es mediante la colocación de semillas radiactivas (partículas) en el tejido del seno. Se puede administrar junto con la radiación externa como “estimulante” agregado para la radiación al tumor en mujeres que se hayan sometido a cirugía con conservación del seno. Algunas mujeres podrían recibir braquiterapia como la única fuente de radiación (en lugar de la radiación hacia todo el seno). Hasta el momento los resultados han sido buenos, pero puede que no sean tan buenos como los resultados de la radiación con rayos externos a largo plazo.

Existen diferentes tipos de braquiterapia. El tipo más común usado para tratar el cáncer de seno es la braquiterapia intracavitaria. Se coloca un dispositivo en el espacio que queda tras la cirugía con conservación del seno, y luego se coloca una fuente de radiación en el dispositivo durante un tiempo breve y entonces se retira. El tratamiento se administra dos veces al día por 5 días.

Los posibles efectos secundarios de la braquiterapia incluyen enrojecimiento, moretones, dolor en el seno, infección y un resquebrajamiento de un área del tejido adiposo dentro del seno. Al igual que con la radiación a todo el seno, se puede generar también debilitamiento y fractura de las costillas.


Fecha de última actualización: 10/23/2014
Fecha de último cambio o revisión: 10/23/2014