Resumen sobre el cáncer colorrectal

+ -Text Size

Tratamiento contra el Cáncer de colon y recto TEMAS

Quimioterapia para el cáncer colorrectal

La quimioterapia (quimio) es el uso de medicamentos para combatir el cáncer. Los medicamentos se inyectan en una vena o se administran por vía oral. Estos medicamentos entran al torrente sanguíneo y llegan a todas las áreas del cuerpo, lo que hace que el tratamiento sea eficaz contra los cánceres que se han propagado a órganos distantes.

Algunas veces, la quimioterapia se usa antes de la cirugía para tratar de reducir el tamaño del cáncer y facilitar la cirugía. Además, la quimioterapia se puede administrar después de la cirugía para reducir la probabilidad de que el cáncer regrese. La quimioterapia puede también ayudar a aliviar los síntomas del cáncer avanzado, y ayuda a algunas personas a vivir por más tiempo.

A veces se administra quimioterapia junto con radiación. A esto se le llama quimiorradiación. La quimioterapia ayuda a que la radiación sea más eficaz, aunque agrega efectos secundarios. Se puede administrar antes o después de la cirugía para el cáncer de recto.

En algunos casos, los medicamentos de quimioterapia pueden inyectarse en una arteria que conduzca a la parte del cuerpo con el tumor. Este enfoque se denomina quimioterapia regional. Debido a que los medicamentos van directamente al área del cáncer, puede que se generen menos efectos secundarios. A veces se usa quimioterapia regional para el cáncer de colon que se propagó al hígado.

Los medicamentos de quimioterapia que se usan para el cáncer colorrectal incluyen:

  • 5-fluorouracilo (5-FU), el cual a menudo se administra con el medicamento parecido a vitaminas, leucovorín, (también llamado ácido folínico).
  • Capecitabina (Xeloda®).
  • Irinotecán (Camptosar®).
  • Oxaliplatino (Eloxatin®).

Efectos secundarios de la quimioterapia

Si bien los medicamentos de quimioterapia eliminan las células del cáncer, también dañan algunas células normales, lo que puede provocar efectos secundarios. Estos efectos secundarios dependerán del tipo de medicamento administrado, la cantidad administrada y la duración del tratamiento. Los efectos secundarios comunes podrían incluir:

  • Diarrea.
  • Pérdida del cabello.
  • Úlceras en la boca.
  • Pérdida de apetito.
  • Náuseas y vómitos.
  • Aumento de la probabilidad de infecciones (debido a los bajos niveles de glóbulos blancos).
  • Sangrado o hematomas después de cortaduras o lesiones menores (debido a bajos niveles de plaquetas, las cuales ayudan con la coagulación de la sangre).
  • Cansancio extremo (debido a bajos niveles de glóbulos rojos).

También existen algunos efectos secundarios que ocurren sólo con ciertos medicamentos. Por ejemplo, algunos medicamentos pueden causar lo que se conoce como síndrome de pies y manos. En este síndrome, las palmas de las manos y las plantas de los pies se tornan rojas y se irritan y puede que hasta se formen ampollas o se desarrollen llagas abiertas y dolorosas. Algunos medicamentos pueden causar daño a los nervios, lo que puede causar dolor. Consulte con su médico sobre lo que debe anticipar con los medicamentos que usted recibirá.

La mayoría de los efectos secundarios desaparecen cuando termina el tratamiento. Cualquier persona que tenga problemas con los efectos secundarios debe hablar con su médico o enfermera, ya que a menudo hay maneras de aliviarlos.

Puede encontrar más información sobre la quimioterapia para cáncer colorrectal en nuestro documento Cáncer colorrectal.

Para más información sobre quimioterapia, por favor lea nuestro documento Quimioterapia: una guía para los pacientes y sus familias.


Fecha de última actualización: 10/09/2013
Fecha de último cambio o revisión: 02/03/2014