Leucemia mieloide (mielógena) crónica

+ -Text Size

¿Qué hay de nuevo en la investigación sobre el Leucemia mieloide (mielógena) crónica? TEMAS

¿Qué avances hay en la investigación y el tratamiento de la leucemia mieloide crónica?

Se están realizando estudios de leucemia mieloide crónica (CML) en laboratorios y en estudios clínicos de todo el mundo.

Genética de la leucemia mieloide crónica

Los científicos están realizando un excelente progreso para entender cómo los cambios en el ADN de una persona pueden causar que las células normales de la médula ósea se conviertan en células leucémicas. El entendimiento de los cambios en los genes (regiones del ADN) que ocurren frecuentemente en la CML está proporcionando información sobre la razón del crecimiento tan acelerado de estas células, su larga vida y la incapacidad de convertirse en células sanguíneas normales. La explosión de conocimientos en los años recientes se está usando para desarrollar muchos medicamentos nuevos.

Tratamiento

La clasificación de los medicamentos dirigidos

Los inhibidores de la tirosina cinasa, como imatinib (Gleevec), funcionan bien, pero aún no está claro cuál de ellos es el mejor tratamiento a usarse primero. El imatinib (Gleevec) fue el primer inhibidor de la tirosina cinasa y con frecuencia es el primer medicamento seleccionado, aunque los estudios han demostrado que algunos de los otros inhibidores, tal como el dasatinib (Sprycel) y el nilotinib (Tasigna), funcionan al menos tan bien como el imatinib para pacientes que acaban de comenzar el tratamiento. El ponatanib (Iclusig) también se está estudiando en pacientes que acaban de comenzar el tratamiento.

Otra estrategia sería combinar dos o más de estos medicamentos para tratar la CML. Esta estrategia también se está estudiando.

¿Se puede suspender el tratamiento?

Un estudio tuvo como objetivo ver si los pacientes que tuvieron una respuesta molecular completa (CMR) por al menos 2 años mientras recibían el imatinib podrían suspender con seguridad el medicamento (pacientes en CMR que no presentan signos de CML incluso con las pruebas más sensibles). Los resultados mostraron que un poco menos de la mitad de los pacientes que suspendieron el tratamiento seguían sin signos de la enfermedad (y seguían en CMR) 12 meses más tarde. Sin embargo, el imatinib funcionó de nuevo para los pacientes cuya leucemia mieloide crónica (CML) regresó. Este método también se está estudiando con otro inhibidor de la tirosina cinasa.

Se necesita más investigación para ver qué pacientes de CML pueden suspender con seguridad los inhibidores de la tirosina cinasa.

Combinación de medicamentos dirigidos con otros tratamientos

Imatinib y otros tratamientos que se dirigen a la proteína BCR-ABL han comprobado su eficacia, pero por sí mismos, estos medicamentos no ayudan a todos. Actualmente se están realizando estudios para ver si la combinación de estos medicamentos con otros tratamientos, como la quimioterapia, el interferón o las vacunas del cáncer (véase abajo) pueden ser mejores que cualquiera de ellos solo. Un estudio mostró que el interferón con el imatinib funcionó mejor que el imatinib solo. Sin embargo, los dos medicamentos juntos causaron más efectos secundarios. Además, no está claro si esta combinación es mejor que el tratamiento con otros inhibidores de la tirosina cinasa, tal como dasatinib y nilotinib Un estudio que se realiza actualmente investiga combinar el interferón con el nilotinib.

Otros estudios están investigando combinar otros medicamentos, tal como ciclosporina o hidroxicloroquina, con un inhibidor de la tirosina cinasa.

Medicamentos nuevos para la CML

Como los investigadores ya saben la causa principal de la CML (el gene BCR-ABL y su proteína), han podido desarrollar muchos medicamentos nuevos que podrían ayudar a combatir la enfermedad.

En algunos casos, las células de la CML desarrollan un cambio en el oncogén BCR-ABL conocido como mutación T315I, que las hace resistentes a muchas de las terapias dirigidas actuales (imatinib, dasatinib y nilotinib). El ponatinib es un medicamento reciente que a menudo funciona contra las células con la mutación T315I. Actualmente se están probando más medicamentos dirigidos a esta mutación.

Otros medicamentos llamados inhibidores de la farnesil transferasa, como lonafarnib y tipifarnib, parecen tener alguna actividad contra la CML, y es posible que los pacientes respondan cuando estos medicamentos se combinan con imatinib. Estos medicamentos se están estudiando aún más.

Los otros medicamentos que se están estudiando para la CML incluye el inhibidor de histona deacetilasa panobinostat y el inhibidor de proteosomas bortezomib (Velcade).

Vacunas contra el cáncer

Las células del cáncer son diferentes a las células normales. Por lo tanto, algunas veces es posible que el sistema inmunitario del cuerpo reaccione contra ellas. Una manera de hacerlo es usando una vacuna contra el cáncer, una sustancia que se inyecta en el cuerpo y estimula el sistema inmunitario para que ataque ciertas células. Ahora se están estudiando varias vacunas contra la CML. Por ejemplo, en un estudio pequeño se administró una vacuna llamada CMLVAX100 junto con imatinib, lo que pareció aumentar su eficacia. Se continúan realizando investigaciones sobre ésta y otras vacunas.


Fecha de última actualización: 10/18/2013
Fecha de último cambio o revisión: 02/12/2014