Mieloma múltiple

+ -Text Size

Tratamiento contra el Mieloma múltiple TEMAS

Tratamientos de apoyo para pacientes con mieloma múltiple

Inmunoglobulina intravenosa (IVIG)

Los pacientes con mieloma múltiple a menudo presentan bajos niveles de anticuerpos normales (inmunoglobulinas) necesarios para combatir infecciones. Esto puede causar problemas con los pulmones y/o infecciones de los senos paranasales que recurren. El nivel de anticuerpos en la sangre del paciente puede ser verificado con una prueba de sangre, y si está bajo, se pueden suministrar los anticuerpos de donantes por una vena para aumentar los niveles y ayudar a prevenir las infecciones. A los anticuerpos administrados se les llama IVIG o inmunoglobulina intravenosa. A menudo, la IVIG se administra primero una vez al mes, aunque puede que se administre con menos frecuencia según las pruebas de sangre de los niveles de anticuerpo.

Tratamiento para bajos recuentos de células sanguíneas

Algunos pacientes presentan bajos recuentos de glóbulos rojos (anemia) debido al mieloma múltiple o a su tratamiento. Los pacientes sienten cansancio, mareos o tienen dificultad para respirar al caminar. La anemia que causa síntomas puede ser tratada con transfusiones que a menudo se hacen de forma ambulatoria.

La eritropoyetina (Procrit®) y la darbepoietina (Aranesp®) son medicamentos que pueden ayudar a corregir la anemia causada por el bajo recuento de glóbulos rojos y reducir la necesidad de transfusiones sanguíneas en algunos pacientes que reciben quimioterapia. Sin embargo, estos medicamentos se usan con mucha menos frecuencia debido a que han sido asociados con una supervivencia menos favorable en algunos pacientes con cánceres linfoides, tal como mieloma múltiple.

Plasmaféresis

La plasmaféresis se puede emplear para extraer la proteína del mieloma de la sangre. Este procedimiento es útil cuando la acumulación de ciertas proteínas producidas por el mieloma espesa la sangre e interfiere con la circulación (hiperviscosidad).

Con más frecuencia, este procedimiento se hace a través de un catéter colocado en una vena del cuello, debajo de la clavícula, o en la ingle. Este catéter se conecta a una máquina, y la sangre fluye hacia la máquina. La máquina separa las células sanguíneas del plasma sanguíneo (la parte líquida de la sangre) y luego se regresan las células sanguíneas al paciente ya sea con solución salina o el plasma del donante. El plasma que se extrae contiene la proteína del anticuerpo anormal que producen las células del mieloma y se desecha este plasma.

Pese a que la plasmaféresis reduce el nivel de proteína y puede aliviar los síntomas por un tiempo, no destruye las células del mieloma. Esto significa que el nivel de la proteína simplemente volverá a acumularse si no se administra tratamiento adicional. Por esta razón, a la plasmaféresis a menudo le sigue el tratamiento con quimioterapia o algún otro tipo de medicamento para destruir las células que producen la proteína.


Fecha de última actualización: 07/31/2014
Fecha de último cambio o revisión: 07/31/2014