Cáncer de ovario

+ -Text Size

Detección temprana, diagnóstico y clasificación por etapas TEMAS

¿Cómo se clasifica el cáncer de ovario?

La clasificación por etapas (estadios) o estadificación es el proceso de descubrir cuánto se ha propagado el cáncer. La mayoría de los cánceres de ovario cuya propagación no es evidente clínicamente se clasifican durante la cirugía. Una de las metas de la cirugía para el cáncer de ovario es obtener las muestras de tejido para el diagnóstico y determinar la etapa del cáncer. Para poder clasificar la etapa del cáncer, se toman muestras de tejidos de distintas partes de la pelvis y el abdomen para examinarlas con un microscopio.

La clasificación por etapas es muy importante porque el cáncer de ovario en diferentes etapas ofrece pronósticos diferentes y se trata en forma distinta. Lo preciso de esta clasificación podría determinar si la paciente se curará o no. Si el cáncer no se clasifica por su etapa de manera precisa, entonces el cáncer que se ha propagado fuera del ovario podría pasarse por alto y no recibir tratamiento. Una vez que se ha asignado una etapa, ésta no cambiará, incluso si el cáncer regresa o se propaga a otros lugares del cuerpo.

Solicite al equipo de atención de cáncer que le atiende que le explique el procedimiento de clasificación según la etapa. Después de la cirugía, pregunte en qué etapa está su cáncer. De esta forma, usted podrá tomar decisiones basadas en la información sobre su tratamiento. Una de las razones por las cuales es importante que sea operada por un oncólogo especializado en ginecología consiste en que existen más probabilidades de que se haga una clasificación por etapa precisa.

El cáncer ovárico se puede clasificar según el Sistema AJCC/TNM. Este sistema describe la extensión del tumor (T) primario, la ausencia o presencia de metástasis a los ganglios o nódulos (N) linfáticos cercanos y la ausencia o presencia de metástasis (M) a distancia. El sistema AJCC/TNM se parece mucho al sistema que se usa actualmente por la mayoría de los oncólogos ginecológicos, llamado el sistema FIGO. Ambos sistemas usan los resultados de la cirugía para establecer las etapas reales. El cáncer de trompa de Falopio se clasifica como cáncer ovárico, pero con categorías T diferentes. Además, el cáncer peritoneal primario se clasifica como cáncer ovárico, siendo todos los casos etapa III o IV dependiendo de si el cáncer se ha propagado a lugares distantes.

Categorías T de cáncer de ovario

Tx: no es posible proveer una descripción de la extensión del tumor debido a que se cuenta con información incompleta.

T1: el cáncer está confinado en uno o ambos ovarios.

  • T1a: el cáncer está solamente en el interior de un ovario, no está fuera del ovario, ni penetra el tejido que cubre el ovario (cápsula) y no está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis.
  • T1b: el cáncer está dentro de ambos ovarios, pero no ha penetrado fuera de ellos, y no está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis (igual que T1a excepto que el cáncer está en ambos ovarios).
  • T1c: el cáncer está en uno o ambos ovarios y está fuera de un ovario, creció a través de la cápsula de un ovario o está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis.

T2: el cáncer está en uno o ambos ovarios y se está extendiendo a los tejidos pélvicos.

  • T2a: el cáncer se ha propagado al útero y/o a las trompas de Falopio, pero no está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis.
  • T2b: el cáncer se ha propagado a tejidos pélvicos, además del útero y las trompas de Falopio, pero no está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis.
  • T2c: el cáncer se ha propagado al útero y/o a las trompas de Falopio y/o a otros tejidos pélvicos (como en T2a o T2b) y está presente en el líquido que se extrajo de la pelvis.

T3: el cáncer está en uno o ambos ovarios y se ha propagado al revestimiento abdominal fuera de la pelvis. El revestimiento se llama peritoneo.

  • T3a: las metástasis del cáncer son tan pequeñas que no se pueden ver a menos que sea mediante un microscopio.
  • T3b: las metástasis del cáncer pueden verse, pero ningún tumor mide más de 2 centímetros (0.8 pulgadas).
  • T3c: las metástasis del cáncer miden más de 2 centímetros (0.8 pulgadas).

Categorías T de cáncer de trompa de Falopio

Tx: no es posible proveer una descripción de la extensión del tumor debido a que se cuenta con información incompleta.

Tis: las células cancerosas se encuentran solamente en el revestimiento interno de la trompa de Falopio. No han crecido hacia las capas más profundas. También llamado carcinoma in situ.

T1: el cáncer se encuentra en la trompa(s) de Falopio, pero no ha crecido fuera de ellas.

  • T1a: el cáncer sólo se encuentra dentro de una trompa de Falopio (no ha crecido hacia el exterior del conducto). No ha crecido a través del tejido que cubre el tumor (llamado la cápsula) y no está en el líquido que se obtuvo de la pelvis.
  • T1b: el cáncer está creciendo en ambas trompas de Falopio (no ha crecido hacia el exterior del conducto). No ha crecido a través del tejido que cubre el tumor (llamado la cápsula) y no está en el líquido que se obtuvo de la pelvis (como T1a, pero con tumor en ambas trompas).
  • T1c: el tumor se encuentra en una o ambas trompas de Falopio y ha crecido hacia la pared exterior de la trompa o se encontraron células cancerosas en el líquido que se obtuvo de la pelvis.

T2: el tumor ha crecido desde una o ambas trompas de Falopio hacia la pelvis.

  • T2a: el cáncer está creciendo hacia el útero y/o los ovarios.
  • T2b: el cáncer está creciendo hacia otras partes de la pelvis.
  • T2c: el cáncer se propagó desde las trompas de Falopio hacia otras partes de la pelvis y se encontraron células cancerosas en el líquido obtenido de la pelvis (ya sea de ascitis o de lavados obtenidos en cirugía).

T3: el tumor se ha propagado desde fuera de la pelvis hasta el revestimiento del abdomen.

  • T3a: las áreas de propagación del cáncer fuera de la pelvis sólo se pueden encontrar cuando se hace una biopsia del área y se observa con un microscopio.
  • T3b: las áreas de propagación se pueden observar a simple vista, pero miden 2 cm o menos (menos de una pulgada).
  • T3c: las áreas de propagación miden más de 2 cm.

Categorías N

Las categorías N indican si el cáncer se ha propagado a los ganglios (nódulos) linfáticos regionales (cercanos).

Nx: no es posible proveer una descripción de cómo se han afectado los ganglios linfáticos debido a que se cuenta con información incompleta.

N0: los ganglios linfáticos no están afectados.

N1: hay células cancerosas en los ganglios linfáticos cercanos al tumor.

Categorías M

Las categorías M indican si el cáncer se ha propagado o no a órganos distantes, como por ejemplo el hígado, los pulmones o los ganglios linfáticos no regionales.

M0: no hay propagación a distancia.

M1: el cáncer se ha propagado al interior del hígado, a los pulmones, o a otros órganos.

Agrupación por etapas

Una vez que se han determinado las categorías T, N y M de una paciente, esta información se combina con un proceso denominado agrupación de etapas para determinar la etapa, expresada en números romanos, desde la etapa I (la etapa menos avanzada) hasta la etapa IV (la etapa más avanzada). En la siguiente tabla se ilustra cómo se agrupan las categorías TNM en etapas. Estas etapas son las mismas que las etapas del sistema FIGO. Este agrupamiento por etapas también aplica a carcinoma de trompa de Falopio.

Etapa

T

N

M

 

I

T1

N0

M0

IA

T1a

N0

M0

IB

T1b

N0

M0

IC

T1c

N0

M0

II

T2

N0

M0

IIA

T2a

N0

M0

IIB

T2b

N0

M0

IIC

T2c

N0

M0

III

T3

N0

M0

IIIA

T3a

N0

M0

IIIB

T3b

N0

M0

IIIC

T3c

N0

M0

 

Cualquier T

N1

M0

IV

Cualquier T

Cualquier N

M1

Significado de las etapas del cáncer de ovario

Etapa I

El cáncer está limitado dentro del ovario (u ovarios). No se ha propagado fuera del ovario.

Etapa IA (T1a, N0, M0): se ha presentado cáncer en un solo ovario y el tumor está restringido al interior del ovario. La superficie externa del ovario no tiene cáncer. En los exámenes de laboratorio de las muestras de lavado del abdomen y la pelvis no se encontró ninguna célula cancerosa.

Etapa IB (T1b, N0, M0): el cáncer está presente en ambos ovarios, pero no en las superficies externas. En los exámenes de laboratorio de las muestras de lavado del abdomen y la pelvis no se encontró ninguna célula cancerosa.

Etapa IC (T1c, N0, M0): el cáncer está presente en uno o ambos ovarios, y tiene una o más de las siguientes características:

  • El cáncer se encuentra en la superficie externa de al menos uno de los ovarios.
  • En el caso de los tumores quísticos (llenos de líquido), la cápsula (la pared externa del tumor) se rompió (se reventó).
  • En el examen de laboratorio se encontraron células cancerosas en el líquido o en las muestras de lavado del abdomen.

Etapa II

El cáncer se encuentra en uno o ambos ovarios y se ha propagado a otros órganos en la pelvis (como el útero, las trompas de Falopio, la vejiga, el colon sigmoide o el recto). No se ha propagado a los ganglios linfáticos, al revestimiento del abdomen (llamado peritoneo), ni a lugares distantes.

Etapa IIA (T2a, N0, M0): el cáncer se ha propagado, o ha invadido (ha crecido), al útero, o a las trompas de Falopio o a ambos órganos. En el examen de laboratorio de las muestras de lavado del abdomen no se encontraron ningunas células cancerosas.

Etapa IIB (T2b, N0, M0): el cáncer se ha propagado a otros órganos cercanos en la pelvis, como la vejiga, el colon sigmoide o el recto. En el examen de laboratorio del líquido del abdomen no se encontraron células cancerosas.

Etapa IIC (T2c, N0, M0): el cáncer se ha propagado a los órganos pélvicos como en las etapas IIA o IIB, y se encontraron células cancerosas cuando el líquido de los lavados del abdomen se examinó con un microscopio.

Etapa III

El cáncer se encuentra en uno o ambos ovarios, y se observa una o ambas de las siguientes características: (1) el cáncer se ha propagado más allá de la pelvis, al revestimiento del abdomen, (2) el cáncer se ha propagado a los ganglios linfáticos.

Etapa IIIA (T3a, N0, M0): durante la cirugía de clasificación por etapa, el cirujano puede que vea que el cáncer se encuentra en el ovario o los ovarios, pero no puede ver cáncer a simple vista en el abdomen y el cáncer no se ha propagado a los ganglios linfáticos. Sin embargo, cuando las muestras de las biopsias se examinan microscópicamente, se encuentran diminutos depósitos de cáncer en el revestimiento de la parte superior del abdomen.

Etapa IIIB (T3b, N0, M0): el cáncer está presente en uno o ambos ovarios y hay depósitos de cáncer en el abdomen, los cuales son lo suficientemente grandes como para que el cirujano los pueda ver, pero no miden más de 2 cm de ancho (aproximadamente ¾ de pulgada). El cáncer no se ha propagado a los ganglios linfáticos.

Etapa IIIC: el cáncer se encuentra en uno o ambos ovarios, y se observa una o ambas de las siguientes características:

  • El cáncer se ha propagado a los ganglios linfáticos (cualquier T, N1, M0).
  • En el abdomen hay depósitos de cáncer que miden más de 2 cm (aproximadamente 3/4 de pulgada) de ancho (T3c, N0, M0).

Etapa IV (cualquier T, cualquier N, M1)

Esta etapa es la más avanzada del cáncer de ovario. En esta etapa, el cáncer se ha propagado al interior del hígado, los pulmones u otros órganos que están fuera de la cavidad peritoneal. (La cavidad peritoneal o cavidad abdominal es el área encerrada por el peritoneo, una membrana que recubre el abdomen interior y cubre la mayoría de sus órganos). La detección de células cancerosas ováricas en el líquido alrededor de los pulmones (líquido pleural) constituye también una prueba de que la enfermedad se encuentra en etapa IV.

Cáncer recurrente del ovario: esto significa que la enfermedad desapareció mediante tratamiento, pero luego regresó (recurrió).


Fecha de última actualización: 07/01/2013
Fecha de último cambio o revisión: 02/12/2014