Pasos para dejar de fumar

+ -Text Size

TEMAS

Fije una fecha y establezca un plan para dejar el hábito

¿Qué es importante al momento de seleccionar el día para dejar de fumar?

Una vez que usted haya decidido dejar de fumar, está listo para elegir una fecha. Este es un paso muy importante. Elija una fecha en el próximo mes como su "Día para dejar de fumar". Si escoge una fecha muy lejana, esto le dará tiempo para pensar y cambiar de opinión. Sin embargo, usted querrá darse suficiente tiempo para prepararse y hacer un plan. Puede elegir una fecha que tenga un significado especial, como un cumpleaños o aniversario, o el “Gran día para dejar de fumar” (el tercer jueves de noviembre de cada año) o simplemente escoja una fecha cualquiera. Marque con un círculo la fecha en su calendario. Haga un compromiso firme y personal de abandonar el hábito en esa fecha.

Recuerde que si usted planea usar un medicamento que requiere receta, necesitará hablar con su médico para obtenerla antes del día que fijó para dejar de fumar. Si planea usar bupropión (Zyban) o vareniclina (Chantix), usted tiene que comenzar a tomar el medicamento al menos toda una semana, o tal vez incluso dos semanas, antes del día que fijó para dejar de fumar. Consulte con su médico sobre cómo y cuándo exactamente debe comenzar a usar este medicamento. Además, averigüe a qué efectos secundarios debe prestar atención e informar cuando se presenten. Si está usando un medicamento recetado, agregue una nota en su calendario que le recuerde cuándo comenzar el medicamento.

Prepárese para el día que dejará de fumar

No hay una manera correcta para abandonar el hábito. La mayoría de los fumadores prefiere abandonar el hábito de repente y por completo, sin medicinas o reemplazo de nicotina. Ellos fuman hasta el “Día para dejar de fumar” y entonces dejan el hábito por completo. Algunas personas puede que fumen menos cigarrillos por algunas semanas antes de ese día. Otra manera de abandonar el hábito consiste en reducir un poco el número de cigarrillos que fuma al día. De esta manera, usted va reduciendo lentamente la cantidad de nicotina en su cuerpo. Usted puede eliminar el cigarrillo que fuma cuando toma café o decidir fumar solamente en ciertos momentos del día. Reducir el número de cigarrillos antes del día que dejará de fumar para disminuir los síntomas de abstinencia tiene sentido, aunque esto puede ser difícil de llevar a cabo.

Dejar de fumar es muy parecido a bajar de peso: requiere de un compromiso firme por largo tiempo. Los fumadores quisieran que existiera una pastilla mágica o algo que hiciera fácil y placentero el proceso de abandonar el hábito, pero no existe nada como esto. El reemplazo de nicotina puede ayudar a reducir los síntomas de abstinencia, pero es más eficaz cuando se usa como parte de un plan para dejar de fumar que trate tanto el componente físico como el psicológico.

A continuación se presentan algunos pasos que le ayudarán a prepararse para el “Día para dejar de fumar”:

  • Escoja la fecha y márquela en su calendario.
  • Comunique a sus amigos y familiares el día en que dejará de fumar.
  • Deshágase de todos los cigarrillos y ceniceros que haya en su casa, automóvil y trabajo.
  • Tenga disponible sustitutos orales: goma de mascar sin azúcar, trozos de zanahoria, caramelos macizos, palitos de canela, agitadores de café, popotes o sorbetes y/o palillos de dientes.
  • Establezca un plan. ¿Utilizará terapia de reemplazo de nicotina u otros medicamentos? ¿Irá a alguna clase para dejar de fumar? Si es así, inscríbase de inmediato.
  • Practique la frase: "No gracias, yo no fumo".
  • Establezca un sistema de apoyo. Éste puede consistir en un programa de grupo o un amigo o familiar que haya dejado de fumar y que esté dispuesto a ayudarle. Pídale a su familia y a sus amigos que aún fuman que no fumen a su alrededor ni que dejen los cigarrillos donde usted pueda verlos.
  • Si usted está usando bupropión o vareniclina, tome su dosis cada día hasta el día que fijó para dejar de fumar.
  • Piense sobre sus intentos previos de dejar de fumar. Procure determinar qué fue lo que funcionó y qué fue inútil.

El éxito en dejar de fumar es cuestión de planificación y compromiso, no de suerte. Haga ahora mismo su propio plan. Algunas opciones incluyen usar la terapia de reemplazo de nicotina u otras medicinas, incorporarse a una clase para dejar de fumar, asistir a las reuniones de Nicotine Anonymous o utilizar materiales de autoayuda, tales como libros y folletos, o cualquier combinación de estos métodos. Para la mejor probabilidad de éxito, su plan debe incluir al menos dos de estas opciones.

El día que dejará de fumar

El día que deje de fumar:

  • No fume. Esto significa en lo absoluto: ¡ni siquiera una bocanada!
  • Manténgase activo (trate de caminar, haga rondas breves de ejercicios u otras actividades o pasatiempos).
  • Tome mucha agua y jugos.
  • Comience a usar la terapia de reemplazo de nicotina, si así lo ha elegido.
  • Vaya a una clase para dejar de fumar o siga un plan de autoayuda.
  • Evite las situaciones de alto riesgo que conducen al impulso de fumar.
  • Evite las personas que fuman.
  • Beba menos alcohol o absténgase por completo.
  • Piense sobre cómo puede cambiar su rutina. Escoja una ruta distinta para llegar a su trabajo. Beba té en vez de café. Desayune en un lugar distinto o coma algo diferente.

Busque más información sobre las clases de pensamientos y tentaciones que surgen cuando usted trata de dejar de fumar, así como ideas que pueda usar como métodos para lidiar con o evitar estos pensamientos y tentaciones.


Fecha de última actualización: 04/10/2014
Fecha de último cambio o revisión: 04/10/2014