Consentimiento válido

+ -Text Size

TEMAS

¿Cuáles son los requisitos legales de un consentimiento informado?

Los estados han desarrollado leyes de consentimiento informado para regir ciertos tipos de comunicación entre los proveedores de salud y los pacientes. Estas leyes especifican los tipos de información que los pacientes tienen que recibir para tomar decisiones basadas en la información sobre recibir atención médica, estudios de diagnóstico o tratamiento.

Estas leyes aplican a médicos y algunas veces al personal de enfermería en los Estados Unidos, y varían de un estado a otro. Algunos estados cuentan con leyes muy específicas sobre ciertas situaciones. Por ejemplo, algunos estados cuentan con ciertas leyes sobre los estudios clínicos (estudios científicos de nuevos tratamientos prometedores). Otra diferencia es que algunos estados exigen solamente información “razonable”, mientras que otros requieren una “divulgación completa y detallada de la información”“ ”(una divulgación requiere que la información sea revelada). Puede que quiera verificar en su estado la información sobre las leyes correspondientes; refiérase a la sección “¿Cómo puedo aprender más al respecto?

Por lo general, en un consentimiento informado se asume que usted está legalmente en facultad de tomar sus propias decisiones. Si no lo está, la persona que está legalmente autorizada a tomar las decisiones por usted pasa por el mismo proceso en representación suya (refiérase a la sección a continuación “¿Quién además del paciente puede dar consentimiento?”).

Para que el consentimiento tenga validez, tiene que entenderse la información brindada. La responsabilidad es compartida con el paciente, pues no es hasta que usted como paciente hace preguntas a su médico, cuando éste se entera de sus dudas. El paciente tendrá la oportunidad de revisar la información y hacer preguntas.

Finalmente, en el consentimiento informado se asume que cuando usted toma una decisión no está bajo presión, sino que se siente en la libertad de decidir basándose en lo que usted considera que es lo mejor para usted.

Por lo general, se requiere que el consentimiento informado para un estudio clínico sea más detallado y riguroso que el consentimiento para un procedimiento o tratamiento médico convencional. Esto se debe a que existe una probabilidad mayor de efectos desconocidos con los tratamientos nuevos, y resulta aún más importante que usted conozca estas posibilidades (refiérase a la sección “¿Cuál es la diferencia entre el consentimiento informado para un estudio clínico o un estudio de investigación y el que se usa para el tratamiento convencional?”).

Para aprender más sobre los estudios clínicos, refiérase a nuestro documento Estudios clínicos: lo que usted necesita saber, el cual puede consultar en nuestro sitio Web o nos puede llamar para solicitar una copia gratuita. También puede ver nuestro video disponible en inglés titulado Exploring the Options: Clinical Trials.


Fecha de última actualización: 08/27/2014
Fecha de último cambio o revisión: 08/27/2014