Estudios por imágenes (Radiología)

+ -Text Size

TEMAS

Tomografía computarizada

También se llama tomografía computada (CT), tomografía axial computarizada (CAT) y tomografía computarizada (CT) espiral o helicoidal.

¿Qué muestra este estudio?

La tomografía computarizada (CT, por sus siglas en inglés) muestra un corte o sección transversal del cuerpo. La imagen muestra sus huesos, órganos y tejidos blandos con mayor claridad que las radiografías convencionales, y todo al mismo tiempo. Debido a que la imagen es producida por una computadora, puede ampliarse para que sea más fácil de leer e interpretar.

Desde finales de 1970, las CT han sido muy útiles para ayudar a los médicos a detectar el cáncer. La CT puede mostrar la forma, el tamaño y la ubicación de un tumor, e incluso los vasos sanguíneos que alimentan al tumor; todo esto sin tener que hacer una incisión en el paciente.

Los médicos por lo general usan la CT para que les ayude a guiar una aguja para extraer una muestra de tejido. Esto se llama biopsia guiada por CT. También se pueden usar para guiar las agujas hacia el interior de los tumores en algunos tipos de tratamientos del cáncer tal como la ablación por radiofrecuencia (la cual usa calor para destruir un tumor)

Mediante la comparación de las CT que se han realizado con el paso del tiempo, los médicos pueden ver cómo un tumor está respondiendo al tratamiento o averiguar si el cáncer está regresando después del tratamiento.

¿Cómo funciona este estudio?

En cierto modo, las tomografías computarizadas son como las radiografías estándar (vea la sección Estudios radiológicos). Sin embargo una radiografía dirige un amplio haz de radiación desde un solo ángulo. Una CT usa un haz delgado como un lápiz para crear una serie de imágenes tomadas desde distintos ángulos. Cada ángulo produce una vista ligeramente diferente de los órganos y de los tejidos blandos. La información de cada ángulo es ingresada en una computadora, la cual calcula cómo se superponen las imágenes. La computadora luego crea una imagen en blanco y negro que muestra un corte de una determinada área del cuerpo; es como mirar una sola rebanada de una barra de pan.

La imagen se puede aclarar mediante el uso de materiales especiales de contraste los cuales se pueden ingerir en forma líquida, inyectar vía intravenosa, o colocar en el interior de los intestinos a través del recto como un enema. Debido a que los tejidos del cuerpo absorben estos materiales de diferente manera, la imagen de la CT mostrará un mayor contraste entre los distintos tipos de tejidos. Esto permite que cosas como los tumores se vean con mayor claridad.

Hoy día, la CT espiral (también conocida como CT helicoidal) es el tipo más común de CT utilizado. Esta es una máquina más rápida que usa menos radiación que la CT original. A medida que la tecnología avanza, la CT es un estudio que está incluso mejorando (es más rápida y puede escanear capas muy delgadas).

Al colocar los cortes de imagen de la CT uno sobre otro, la máquina puede crear una imagen tridimensional (3-D), lo cual proporciona aún más información sobre ciertos tipos de cáncer. La imagen en 3-D se puede girar en la pantalla de una computadora para examinar las diferentes vistas.

Los médicos actualmente están llevando la tecnología de la CT un paso adelante en una técnica llamada endoscopia virtual. Ellos pueden examinar las superficies internas de órganos como los pulmones (broncoscopia virtual) o el colon (colonoscopia virtual o colonografía por CT) sin tener realmente que colocar endoscopios dentro del cuerpo. Pueden ajustar las imágenes en 3-D para crear una vista en blanco y negro en la pantalla de la computadora, lo cual se asemeja mucho a cómo se vería si estuvieran haciendo una endoscopia real.

¿Cómo me preparo para el estudio?

Las tomografías computarizadas generalmente se realizan en un régimen ambulatorio, de modo que no tiene que estar hospitalizado para realizarse una CT.

En algunos casos, su médico puede decirle que no coma ni beba nada durante la noche o por varias horas antes de la prueba. O bien es posible que tenga que usar un laxante o un enema para limpiar los intestinos y eliminar el material que podría estorbar para ver dentro del vientre y de los intestinos. Dependiendo de la parte del cuerpo en estudio, es posible que también necesite beber un líquido de contraste o recibir un enema de contraste antes de la prueba. Si se le va a administrar un medio de contraste, es posible que le coloquen un catéter intravenoso (IV) en una vena de su brazo o mano.

Es probable que le pidan que se desvista, se ponga una bata y se quite el sujetador con refuerzo de alambre, cualquier joya, pendiente (piercings) u otros objetos metálicos que pueden interferir con la imagen. Le pueden pedir que se saque prótesis dentales, audífonos, pinzas para el cabello y demás, ya que pueden afectar las imágenes de la CT.

Además informe al tecnólogo si tiene un marcapaso, puerto de infusión, u otro dispositivo médico implantado. Esto no evitará que se haga una CT, pero se pueden tomar medidas de cuidado adicionales si se va a escanear esa área.

¿Cómo se realiza el estudio?

Un tecnólogo de radiología administra la CT. El escáner es una máquina grande con forma de rosquilla (doughnut). Usted se acuesta sobre una mesa angosta, plana que se desliza hacia atrás y hacia delante dentro del agujero en el medio del escáner. A medida que la mesa se mueve dentro de la abertura, un tubo de rayos X gira dentro del escáner, enviando múltiples haces de rayos X diminutos en ángulos precisos. Estos haces pasan rápidamente a través de su cuerpo y son detectados en el otro lado del escáner. Es posible que oiga zumbidos y chasquidos a medida que el escáner se enciende y se apaga.

Durante una CT de la cabeza, su cabeza se mantendrá inmóvil en un dispositivo especial.

Estará solo en la sala de examen durante la CT, pero el técnico podrá verlo, oírlo y hablar con usted en todo momento.

Una CT es indolora; sin embargo, puede que le resulte incómodo mantenerse inmóvil en ciertas posiciones durante varios minutos. Pueden pedirle que contenga la respiración durante un tiempo corto, dado que el movimiento del pecho puede afectar la imagen. Para la colonografía por CT, se bombea aire dentro del colon para ayudar a ver la superficie interna del intestino. Esto puede causar molestias.

Si va recibir el material de contraste en una vena, probablemente primero le realicen una exploración, luego reciba el medio de contraste y luego le realicen una segunda exploración. Cuando le están dando el contraste, es posible que tenga una sensación de calor que se propaga a través de su cuerpo. Algunas personas dicen que esto se puede sentir como si “se hubieran orinado en los pantalones”. Esto es solo una sensación y desaparece rápidamente. También puede tener un sabor amargo o metálico en la boca.

¿Cuánto tiempo dura el estudio?

Una CT puede tomar en cualquier lugar de 10 a 30 minutos, dependiendo de lo que se está explorando. Depende de cuánto de su cuerpo quieren examinar los médicos y si se usa un medio de contraste. Por lo general toma más tiempo colocarlo en la posición indicada y darle el medio de contraste que tomar las imágenes. Después del estudio, pueden pedirle que espere mientras examinan los resultados para ver si se necesitan más imágenes.

¿Cuáles son las posibles complicaciones y efectos secundarios?

Algunas personas tienen reacciones al tinte de contraste. Las posibles reacciones incluyen:

  • Erupción.
  • Náuseas.
  • Respiración sibilante.
  • Dificultad para respirar.
  • Picazón o hinchazón en la cara que puede durar hasta una hora.

Estos síntomas suelen ser leves y a menudo desaparecen por sí solos; sin embargo, a veces pueden indicar una reacción más grave que necesita ser tratada. Asegúrese de informar a su tecnólogo de radiología y a su equipo de atención médica si nota cualquier cambio después de recibir el tinte de contraste.

En muy pocos casos, las personas pueden tener una reacción alérgica grave que causa una baja de la presión arterial o dificultad para respirar y requiere tratamiento de inmediato.

Antes de recibir el tinte de contraste, asegúrese de hacerle saber a su equipo de atención médica si alguna vez ha tenido una reacción a un tinte de contraste, mariscos o yodo en el pasado. Esto es importante porque puede ponerle en riesgo de tener una reacción al medio de contraste utilizado en la CT. Si existe el riesgo de que usted pudiera tener una reacción alérgica, se le puede dar primero una dosis de prueba del medio de contraste. Cuando alguien ha tenido una reacción grave en el pasado, es posible que necesite tomar medicamentos (usualmente un esteroide, como prednisona) para prevenir otra reacción. A veces es preciso comenzar a tomar estos medicamentos el día anterior a la prueba.

El medio de contraste IV también puede causar problemas renales. Esto es raro, y es más común en las personas cuyos riñones ya no funcionan bien. Si necesita realizarse una exploración con medio de contraste, su médico primero le hará un análisis de sangre para verificar su función renal. También puede que reciba líquidos adicionales en una línea intravenosa (IV) o medicinas para ayudar a que sus riñones eliminen el tinte en forma segura.

¿Qué más debo saber acerca de este estudio?

  • Si bien una CT a veces se describe como un “corte” o una “sección transversal”, no se realiza ningún corte.
  • La cantidad de radiación que usted recibe durante una CT es mucho más que con una radiografía estándar.
  • Las personas que tienen mucho sobrepeso pueden tener dificultad para meterse dentro del tomógrafo.
  • Dígale a su médico si tiene alguna alergia o si es sensible al yodo, a los mariscos o a los medios de contraste.
  • Dígale a su médico si podría estar embarazada o si está amamantando.
  • Las CT pueden costar hasta 10 veces más que una radiografía estándar.

Fecha de última actualización: 04/01/2013
Fecha de último cambio o revisión: 04/01/2013