Apoyo a los niños cuando un familiar tiene cáncer: cómo afrontar la recurrencia o la enfermedad progresiva

+ -Text Size

TEMAS

¿Dejará esta experiencia cicatrices emocionales a mis hijos?

Esta es una de las preguntas con la que muchas personas lidian y para la cual no existe una respuesta simple. Un niño nunca olvidará el estrés y el dolor de perder un padre a causa del cáncer. Pero quedarán muchas memorias gratas, así como muchas lecciones de la vida importantes que aprenderán durante la experiencia del cáncer también. El cáncer en uno de los padres o alguno de los familiares cercanos ciertamente tendrá un impacto sobre los niños, pero no deberá asumirse que siempre será dañino. Los padres deben hacer su mejor esfuerzo por ser honestos con sus hijos y mantener la normalidad en la vida de sus hijos tanto como les sea posible. Esto conforma un buen comienzo en ayudar a los hijos a sobrellevar los cambios que estén sucediendo.

Muchos factores influyen en cómo un niño crecerá y se desarrollará en su edad adulta. Estos factores incluyen aspectos genéticos, sociales y culturales, así como la personalidad, educación, orientación espiritual y la calidad de las relaciones con sus padres. Incluso cuando los niños cuentan con todos estos factores a su favor, no hay garantía de que todo resultará bien con ellos. Y hay otros niños que, a pesar de vivir en situaciones más caóticas en el hogar, logran sobrellevar más de lo que se podría esperar en su situación. Por lo tanto, es difícil hacer predicciones sobre cómo la experiencia con una enfermedad crónica afectará a cierto niño.

La mayoría de los padres hacen todo lo posible para enfrentar un diagnóstico de cáncer y el tratamiento, y esto es precisamente todo lo que debe esperarse. Pero los padres pocas veces se sienten satisfechos con sus mejores esfuerzos y quizá se sientan culpables y preocupados sobre lo que causará en el futuro de sus hijos la experiencia con el cáncer. Puede que sea útil recordar que los niños suelen tener una gran capacidad de recuperación rápida y, aunque usted sienta que está cometiendo errores, éstos no los destruirán. Si llega a sentirse en grandes aprietos sobre cómo están sobrellevado esto usted y sus hijos, considere solicitar ayuda. Para muchas personas, el hecho de que un padre tenga cáncer recurrente o en estado avanzado es probablemente la situación más estresante y grave que han afrontado. No es razonable esperar que una familia simplemente sepa cómo enfrentar todos los problemas asociados a una enfermedad grave.

Muchas personas no desean buscar ayuda porque piensan que esto significa que algo anda mal en ellas. Pero entre más ayuda solicite, más ayuda obtendrá y mayores serán los recursos con los que contará su familia en caso de que no se encuentre usted en disposición para atender todos los detalles.

Al final, todo lo que puede hacer usted es hacer su mejor esfuerzo. Le hemos ofrecido algunas sugerencias sobre cómo ayudarse a sí mismo y a su familia. Ninguno de nosotros se escapa de los problemas y dolores que la vida nos presenta. Lo mejor que podemos esperar es que sigan creciendo y queriéndose a través de la experiencia.

Mensajes clave para compartir con sus hijos

En resumen, hay tres cosas importantes que sus hijos necesitan escuchar:

Nada de lo que hayas o no hayas hecho fue la causa de que el cáncer haya regresado.

Sin importar cómo podría terminar esto, trabajaremos juntos como familia para sobrellevar esta situación.

Hay planes sobre quién se hará cargo de ti en caso de que algo me pase.


Fecha de última actualización: 10/01/2012
Fecha de último cambio o revisión: 10/01/2012