Apoyo a los niños cuando un familiar tiene cáncer: cómo afrontar la recurrencia o la enfermedad progresiva

+ -Text Size

TEMAS

¿Acaso no es mantener una actitud positiva importante en la lucha contra el cáncer?

Cuando se tiene cáncer, son naturales el duelo y la tristeza.

En los últimos años, se ha prestado mucha atención a la importancia de tener una actitud positiva. Algunos hasta han llegado a sugerir que tal actitud puede impedir que el cáncer crezca o que prevenga la muerte. A los pacientes incluso se les dice que nunca vencerán el cáncer si no dejan de sentirse tristes, pesimistas, deprimidos o cualquier otra reacción "negativa". Este tipo de mensajes es destructivo para las personas que deben sobrellevar el cáncer y una recurrencia. Están luchando por sus vidas, ¡y encima tienen que lidiar con sentirse responsables de haber causado su propia enfermedad! Y lo que es aún peor, puede que sientan que el hecho de afligirse o sentir tristeza sobre los nuevos obstáculos y cambios importantes en sus vidas lo vean como algo inapropiado. Por favor no permita que los intentos errados de otras personas en animarle a pensar positivamente le coloque el peso de su cáncer sobre sus hombros. Esto no es correcto, ni justo para usted.

El cáncer no es causado por la actitud negativa de una persona, ni se empeora por los pensamientos que la persona tenga. Puede obtener más información sobre este tema en nuestro documento disponible en inglés Attitudes and Cancer.

Cuando otros dicen cosas que duelen

Muchas personas se sienten muy nerviosas y torpes cuando se enteran de que el cáncer ha regresado. A menudo no saben qué decir o hacer. Pueden tratar de decir algo esperanzador y alentador, aunque no le parezca así a usted. De hecho, puede que lo que digan le parezca hiriente e insensible.

La gente hace estos comentarios con la mejor de las intenciones. No obstante, si usted o su hijo está teniendo dificultades para encontrar significado a lo que está aconteciendo, las ideas y sentimientos invocados por este tipo de comentarios podrían aumentar su tensión. Puede que estos comentarios le resulten muy irritantes para su sensibilidad.

Si éste es un problema que enfrentan sus hijos, tal vez usted quiera hablar con ellos sobre las buenas maneras para responder. Si el niño es un amigo, su hijo podría decir:

  • “En estos momentos no deseo hablar sobre eso. Hagamos algo distinto”, luego sugiera una actividad que podrían hacer juntos.
  • Para alguien que no sea tan cercano, su hijo podría decir: “Yo no sé nada de eso”, o “No me gusta hablar sobre ese tema en la escuela” (o “en la práctica de deportes”, o “durante el juego”.

Fecha de última actualización: 02/24/2015
Fecha de último cambio o revisión: 02/24/2015