Niños diagnosticados con cáncer: entendimiento del sistema de atención médica

+ -Text Size

TEMAS

¿Quiénes forman parte del equipo de profesionales médicos de la atención integral?

Los expertos de distintas disciplinas (médicos, enfermeros, trabajadores sociales, y muchos otros) forman parte del equipo de profesionales de atención médica contra el cáncer para ofrecer su apoyo a los pacientes y sus familias. Puede que su participación comience desde días antes del diagnóstico hasta completar el tratamiento meses o años después.

Los miembros del equipo ofrecen servicios y programas diferentes. Ellos trabajan en conjunto para determinar lo que cada paciente y su familia necesita para sobrellevar mejor la enfermedad y su tratamiento, al diseñar y coordinar un plan personalizado de atención. Mientras se encuentren en el hospital, los pacientes y sus familias estarán en contacto todos los días con algunos de los integrantes del equipo de profesionales médicos. A otros sólo los verán cuando su ayuda sea requerida para ciertas cuestiones. Durante las consultas médicas, puede que el mismo integrante del equipo esté disponible o puede que sea otro distinto. Cuando los pacientes están en casa, por lo general los integrantes del equipo de atención médica se mantienen en contacto. Podría ser que ofrezcan ayuda vía telefónica o que coordinen atención con recursos comunitarios.

Cada centro de tratamiento es único, por lo que los equipos de profesionales estarán integrados y configurados de forma particular. Justo antes o tras el diagnóstico, los padres por lo general son presentados o informados sobre el equipo de profesionales de atención contra el cáncer. Todos los equipos cuentan con médicos, enfermeras y trabajadores sociales. Puede que también cuenten con psicólogos o psiquiatras, terapeutas de recreación o trabajadores, maestros y religiosos especializados en actividades infantiles. La mayoría de los equipos considera a los padres como integrantes del equipo y busca que tengan una participación activa en la atención de su hijo. Los pacientes, ya sean niños o adolescentes, forman también parte del equipo si cuentan con la suficiente madurez.

A continuación presentamos una lista con algunos miembros del equipo de atención del cáncer que usted podría conocer. Estos se encuentran en orden y aquellos miembros consultados con más frecuencia se encuentran al principio de la lista.

Tipos de médicos que colaboran en la atención del niño con cáncer

Oncólogo pediátrico: médico especializado en cánceres de los niños (pediátrico significa que trabaja con la salud de los niños). Por lo general cuenta con la certificación de una comisión, es decir, que ha aprobado exámenes de acreditación nacional. Éste se encarga de planear y dirigir el tratamiento contra el cáncer. Al enseñar en los hospitales, tiene la función del médico a cargo. Podría ser que haya más de uno dentro de un equipo, en cuyo caso podrían rotarse (intercambiar funciones de un día para otro).

Hematólogo pediátrico: médico que se especializa en las enfermedades de la sangre y de los tejidos formadores de sangre en los niños (hematología significa enfermedad de la sangre).

Colega hematólogo u oncólogo pediátrico: un pediatra en capacitación para convertirse en hematólogo u oncólogo.

Residente pediátrico: médico en capacitación para convertirse en pediatra. Se encuentra en hospitales de enseñanza, por lo general en rotación con el servicio de hematología u oncología.

Estudiante de medicina: aunque no es doctor todavía, el estudiante de tercer y cuarto año de medicina en los hospitales de enseñanza es asignado a rotaciones mensuales en los servicios de hematología u oncología para apoyar con la atención de los pacientes.

Radiólogo: médico con preparación especial para diagnosticar enfermedades mediante la interpretación de radiografías y otros tipos de estudios de imágenes, por ejemplo, la tomografía computarizada e imágenes por resonancia magnética.

Cirujano pediátrico: médico que trata problemas médicos en niños mediante cirugía.

Cirujano torácico: médico que realiza cirugías en la cavidad del pecho.

Neurocirujano: médico especializado en operaciones del cerebro, espina dorsal u otras partes del sistema nervioso.

Neurólogo: médico que trata las afecciones del sistema nervioso.

Oftalmólogo: médico especializado en las enfermedades de los ojos.

Cirujano ortopédico: cirujano especializado en las enfermedades y lesiones de los huesos.

Patólogo: médico que se especializa en diagnosticar y clasificar las enfermedades mediante la realización de pruebas de laboratorio, tales como el análisis con el microscopio de tejidos y células. El patólogo determina si un tumor es canceroso y, de serlo, el tipo de célula y grado exactos.

Psiquiatra: médico especializado en salud mental y trastornos de la conducta. El psiquiatra proporciona asesoría emocional y también puede recetar medicamentos.

Urólogo: médico que se especializa en el tratamiento de problemas del tracto urinario en ambos sexos, así como del área genital masculina.

Endocrinólogo: médico que se especializa en enfermedades relacionadas con las glándulas del sistema endocrino, tales como tiroides, páncreas y las glándulas suprarrenales.

Ginecólogo: médico que se especializa en la salud y sistema reproductivo de la mujer.

Anestesiólogo: médico que se especializa en administrar medicinas u otros agentes que previenen o alivian el dolor, especialmente durante la cirugía.

Puede que otros doctores en el centro médico y sus clínicas tengan una participación en la atención del niño o adolescente con cáncer según el diagnóstico, plan de tratamiento o síntomas que se surjan durante el transcurso del tratamiento. Todos colaboran estrechamente con el equipo básico de profesionales contra el cáncer para coordinar la atención.

Otros profesionales quienes podrían contribuir en la atención de un niño o adolescente con cáncer

Además de los médicos, existen muchos otros profesionales y especialistas que puede que colaboren en la atención de su hijo o con la familia. A continuación se presentan tan sólo algunos con quienes puede que tenga contacto conforme el niño recibe tratamiento.

Enfermera(o): al igual que los médicos, tiene distintas responsabilidades según su formación y experiencia. Las y los enfermeros ayudan en la atención y tratamiento de niños y adolescentes con cáncer. Su participación es importante al enseñar al paciente y su familia sobre el cáncer y los efectos físicos y emocionales. También contribuyen en la atención comunitaria o en casa de pacientes referidos a agencias de atención médica domiciliaria.

Puede que los equipos de enfermeros incluyan:

    Enfermera(o) clínica(o) especializada(o) en oncología (puede que también en algunos estados se le refiera como enfermera(o) certificada(o) en práctica avanzada o APRN por sus siglas en inglés): enfermera(o) registrada(o) con un grado de maestría en enfermería oncológica que se especializa en el cuidado de pacientes con cáncer. La enfermera clínica especialista en oncología puede preparar y administrar tratamientos, cuidar y observar pacientes, prescribir y suministrar cuidado de apoyo y enseñar y aconsejar pacientes y sus familiares.

    Enfermera(o) practicante (también se les refiere como enfermera(o) certificada(o) en práctica avanzada, o APRNs por sus siglas en inglés): enfermera(o) registrada(o) generalmente con un grado de maestría o doctorado que ha aprobado un examen de acreditación nacional. Esta(o)s enfermera(o)s diagnostican y controlan las enfermedades, por lo general trabajando en estrecha relación con un médico. En casi todos los estados de los Estados Unidos, este personal de enfermería puede recetar medicamentos.

    Enfermera(o) certificada(o) en oncología pediátrica: enfermera(o) registrada(o) que se especializa en atender a niños con cáncer y que ha aprobado un examen nacional.

    Enfermera(o) certificada(o): enfermera(o) con un grado universitario o de nivel técnico en enfermería con licencia para ejercer en su estado respectivo. Administra medicamentos (a menudo incluye la quimioterapia), coloca vías intravenosas para administrar los medicamentos, toma los signos vitales y ofrece otras atenciones médicas. También ofrece asesoría educativa para el paciente y la familia.

    Enfermera(o) con licencia de práctica: enfermera(o) que cuenta con la preparación de un programa de escuela técnica o vocacional y que ha acreditado un examen con licencia para su estado respectivo. Llevan a cabo muchas labores útiles como guardián de la salud de los pacientes en las clínicas.

Trabajador social de oncología (oncology social worker): esta persona cuenta con un grado de maestría en trabajo social y es experta en la coordinación y provisión de atención no médica a los pacientes. El trabajador social de oncología ofrece asesoría y apoyo a personas con cáncer y sus familias. Puede ayudarle a usted y a su hijo a comunicarse con el equipo de profesionales de atención contra el cáncer sobre temas que son importantes para usted. También puede ofrecer asesoría sobre aspectos financieros, alojamiento (cuando los tratamientos se reciben lejos de casa) y servicios de guardería.

Terapeuta recreativo o trabajador en la vida del niño: este miembro del equipo anima a los niños y adolescentes a que participen en actividades de juego diseñadas para mantener y mejorar su salud física y mental. Dichas actividades también ofrecen distracción y ayudan a aliviar el estrés y la ansiedad durante el tratamiento, las pruebas y los procedimientos médicos. Este experto también colabora estrechamente con el trabajador social, así como con el psicólogo y psiquiatra del equipo. Por lo general cuenta con postgrados universitarios.

Maestro escolar: los maestros a menudo forman parte de los equipos de atención integral y deben contar con la misma capacitación, credenciales y licencias estatales al igual que cualquier otro maestro de escuelas públicas. El maestro es el enlace entre el hospital y la escuela, y proporciona enseñanza a los estudiantes en función de los planes de estudio coordinados por los maestros de sus escuelas habituales. Por lo general, se cuenta con la posibilidad de que el maestro se desempeñe con pacientes internados en el hospital o con pacientes ambulatorios.

Dietista (nutriólogo o nutricionista): experto en el ramo de los alimentos, la nutrición y la alimentación. Un dietista registrado cuenta con al menos un grado de licenciatura y ha aprobado un examen de acreditación nacional.

Radioterapeuta: persona con capacitación especial para manejar el equipo que emite la radiación durante la radioterapia.

Farmacólogo: profesional capacitado para entender las propiedades, dosis y usos de los medicamentos. Puede que consulte con su equipo de atención contra el cáncer sobre usos, reacciones e interacciones de medicamentos utilizados para tratar el cáncer y controlar los síntomas.

Psicólogo pediátrico: psicólogo que generalmente cuenta con grado doctoral y tiene licencia para ejercer tras aprobar un examen de acreditación. Algunos psicólogos se especializan en oncología. También forman parte de muchos equipos de atención integral contra el cáncer. Apoyan a los pacientes a entender y hablar sobre el cáncer y sus implicaciones. Cuentan con las habilidades para ayudar a los menores mediante el uso de técnicas que permiten que sobrelleven los procedimientos médicos como cirugías, radioterapias y quimioterapias, así como náuseas, dolor, inyecciones, líneas intravenosas, estudios de imágenes y otros.

El psicólogo puede que también colabore con los pacientes, sus padres y otros integrantes del equipo de profesionales para atender y apoyar con las necesidades de escolaridad del menor. Pueden evaluar el estado mental y emocional del menor y ofrecerle asesoría emocional que le ayude a sobrellevar los efectos de su enfermedad. A menudo refieren a los pacientes a proveedores de atención médica y de servicios para la salud mental en la comunidad de la familia. Por lo general se incurre en el pago de honorarios por sus servicios profesionales, pero puede que el seguro médico cubra total o parcialmente este pago.

Capellán o asesor pastoral: estos orientadores contribuyen con la atención de las necesidades espirituales del paciente y su familia, y están disponibles en la mayoría de los centros de atención médica. A menudo coordina sus esfuerzos con el pastor o líder espiritual habitual de la familia. Aunado a su preparación espiritual y otros grados avanzados, los capellanes a menudo cuentan con preparación especial para trabajar con pacientes enfermos y moribundos. Los asesores pastorales cuentan con capacitación especial en la asesoría, así como en materia espiritual y teológica. En los hospitales de enseñanza, puede que esté involucrado en la enseñanza y capacitación.


Fecha de última actualización: 09/10/2012
Fecha de último cambio o revisión: 09/10/2012