La ansiedad, el miedo y la depresión

+ -Text Size

TEMAS

El cáncer afecta su salud emocional

La mayoría de los pacientes, familiares y personas al cuidado de un ser querido presentan algún grado de depresión, angustia y miedo cuando el cáncer se convierte en parte de sus vidas. Estos sentimientos son reacciones normales ante una experiencia que altera la vida de las personas.

En las personas con cáncer, estos sentimientos pueden ser causados por muchos factores, incluyendo cambios en la capacidad de desempeñar sus funciones en la familia o el trabajo. Una persona con cáncer podría sentir la pérdida del control sobre los eventos de su vida, y tener que lidiar con cambios en la imagen corporal. Podría ser que sienta aflicción por las pérdidas y los cambios que el cáncer ha impuesto en su vida. Podría sentir miedo a la muerte, al sufrimiento, al dolor o a todas las cosas desconocidas que podrían acontecer.

Los familiares y las personas al cuidado de un paciente puede que también tengan estos sentimientos. A menudo tienen temor de perder a su ser querido. Además, es posible que sientan enojo porque un ser querido tiene cáncer, frustración por “no poder hacer lo suficiente” o tensión porque tienen que trabajar más en el hogar.

Es importante recordar que las personas con cáncer, así como sus familiares y amigos, pueden sentirse angustia sobre estos asuntos en cualquier momento tras un diagnóstico de cáncer, incluso muchos años después de haber terminado el tratamiento contra el cáncer. A medida que la situación alrededor del cáncer cambia, todos tienen que lidiar con nuevos factores estresantes junto con los que había ya antes, y sus sentimientos a menudo cambian. Por ejemplo, las personas que están afrontando el cáncer que se ha propagado haciendo que se sientan peor, puede que presenten más angustia que aquellas que se encuentran en las etapas iniciales de la enfermedad.

Las personas que tienen síntomas físicos como dolor, náuseas, cansancio (fatiga extrema) también son más propensas a sentirse angustiadas. La mayor parte del tiempo, los síntomas físicos pueden ser controlados con medicamentos, pero puede que sea necesario tomar más de uno para tratar de encontrar el medicamento o las combinaciones de medicamento que den resultados. Esta es una razón para mantenerse en contacto con el equipo de profesionales médicos contra el cáncer, pues pueden ayudarle con estas clases de síntomas antes de que usted se siente abrumado(a).

La información que proveemos en este documento puede ser útil para las familias, los amigos y a las personas al cuidado de los pacientes a conocer los sentimientos y comportamientos que pueden esperar de sus seres queridos que han sido diagnosticados con cáncer. Además, le ayudará a entender lo que no es normal y cuándo se necesita de ayuda externa, reconociendo cuándo usted y los demás requieren de este tipo de ayuda. Aunque nos estemos refiriendo a la persona con cáncer, todo esto puede aplicar para las personas a cargo de su cuidado, así como a los familiares y amigos. Cualquier personas que ha sido afectado(a) por el cáncer (ya sea propio o por de un ser querido), podría requerir ayuda en tratar con las emociones que resultan de esta situación.


Fecha de última actualización: 11/07/2013
Fecha de último cambio o revisión: 11/07/2013