Colostomía: una guía

+ -Text Size

TEMAS

Cómo evitar y controlar los problemas de colostomía

Hernia

Aparte de la irritación cutánea, El problema más común después de la cirugía para la creación de una colostomía es la herniación alrededor de la colostomía. Una hernia es el abultamiento de un recodo de un órgano o tejido a través de los músculos de la barriga (abdominales) o hernia abdominal.

Los signos de una hernia incluyen: la presencia de un bulto en la piel alrededor del estoma, problemas con la irrigación, obstrucción parcial (bloqueo, que se detalla más adelante), y a veces un prolapso del colon (cuando el intestino se empuja a sí mismo para atravesar por el estoma). Estos cambios tienden a ocurrir lentamente con el paso del tiempo. No obstante, informe a su médico sobre cualquier cambio que usted vea o sienta. Hay cosas que puede hacer para mejorar el apoyo del área que rodea al estoma y para evitar que la hernia empeore. En caso de que la hernia se agrave, puede que se requiera someter a una cirugía.

Muchos de estos problemas se pueden evitar si se marca el sitio del estoma antes de la cirugía en un lugar que quede dentro del músculo recto abdominal cerca de la sección media del abdomen. Su enfermera enterostomista podrá ayudarle a asegurarse en determinar el lugar más adecuado para su estoma.

Problemas graves de la piel

Las áreas de la piel que están enrojecidas, adoloridas y siempre mojadas impedirán que usted logre un buen cierre alrededor del estoma. Es importante tratar inmediatamente las irritaciones menores. Si presenta una región grande con irritación, o alguna irritación que esté aumentando a pesar de estarla atendiendo minuciosamente, póngase en contacto con su doctor o enfermera enterostomista. Ellos pueden recetarle medicina que le ayudará a secar y sanar su piel.

En el caso de las úlceras por presión profundas causadas por un cinturón de ostomía muy apretado, afloje o quítese el cinturón y llame inmediatamente a su médico o enfermera enterostomista. Necesitará que se le dé tratamiento.

Estreñimiento, heces sueltas y diarrea

En un estado de salud normal, la consistencia de la materia fecal evacuada por los intestinos va en relación con los insumos que usted consumió. La hora y la frecuencia de las comidas, los estados emocionales, las medicinas y la enfermedad también juegan un papel.

El estreñimiento (constipación) es a menudo el resultado de una alimentación que no es balanceada, o bien, por no consumir suficientes líquidos. También lo puede causar ciertas medicinas. Puede que el temor o problemas con el proceso de irrigación sean la raíz del estreñimiento. Éstos son asuntos que debe hablar con su médico o enfermera enterostomista. Si en el pasado (antes de la cirugía) solía experimentar problemas de estreñimiento, recuerde cómo los resolvía e intente los mismos métodos ahora. Pero NO USE LAXANTES (purgantes) sin antes consultar con su médico.

La diarrea es una advertencia de que algo anda mal. La diarrea se define como deposiciones frecuentes, sueltas o líquidas en mayor cantidad de lo usual. La diarrea es distinta a las evacuaciones de heces sueltas, las cuales suelen suceder con las colostomías transversas y ascendentes. Esto se debe a la disminución de la longitud del colon y no es señal de enfermedad. Ciertos alimentos o bebidas pueden causar diarrea; si esto sucede, deberá tratar de determinar cuáles son para evitarlos.

Hay varias cosas que pueden causar diarrea:

  • La infección intestinal o el envenenamiento por comida, que con frecuencia también causan fiebre y vómitos.
  • Los antibióticos y otros medicamentos de venta con receta.
  • Las obstrucciones parciales ( también pueden causar evacuaciones con mal olor, calambres, salida forzada de materia fecal líquida y la emisión de muchos ruidos por el l estoma). Puede ser causada por la comida u otros factores. Acuda por ayuda médica si esto le sucede.

Hable con su médico o enfermera enterostomista si padece de diarrea o estreñimiento constante. Hable sobre los alimentos y líquidos que ingiere, su horario de comidas y las cantidades de éstas, así como cualquier medicamento que pueda estar tomando. Es posible que se le dé medicina para ya sea ayudar a desacelerar o ya sea para estimular el intestino. Recuerde que sin importar cuáles sean las circunstancias, requerirá de una dieta bien balanceada y de un buen consumo de líquidos para evitar problemas con las deposiciones.

Bloqueo (obstrucción)

Si presenta calambres, dolor, vómitos y/o náuseas, inflamación del estómago, inflamación del estoma, y poco o nada de materia fecal o gas proveniente del estoma, es posible que tenga el intestino bloqueado (el término médico es obstrucción intestinal). Si esto sucede, llame inmediatamente a su médico o a su enfermera enterostomista.

Hay algunas medidas que puede tomar para ayudar a que el flujo a través de la colostomía sea adecuado:

  • Beba suficientes líquidos. Informe a su médico o enfermera sobre cuánto es suficiente para usted.
  • Manténgase alerta a la inflamación del estoma y regule la abertura en la oblea o dobladillo según sea necesario hasta que desaparezca la inflamación.
  • Tome un baño caliente para relajar sus músculos abdominales.
  • Algunas veces el cambio de posición, como subir las rodillas hasta su pecho, puede ayudar a que la comida avance por los intestinos.
  • No tome laxantes.

Los alimentos con alto contenido de fibra, como vegetales verdes, col, apio, piña, nueces, coco y maíz pueden causar obstrucción. La obstrucción también puede ser causada por cambios internos como adherencias (tejido de cicatrización que se forma en el interior de su abdomen después de la cirugía) también pueden causar obstrucción.

Si persisten los dolores y calambres sin que el estoma expulse deposiciones por más de dos horas y no tiene posibilidad de acudir a su médico o enferma enterostomista, acuda a la sala de emergencias de algún centro de atención médica. Lleve consigo todos sus suministros ostómicos.

Recto fantasma

El recto fantasma es muy similar a la “extremidad fantasma” de las personas a quienes se les ha amputado un miembro y sienten que aún lo tienen. Es normal que sienta la urgencia de defecar como antes de la cirugía. Esto puede ocurrir en cualquier momento y puede que persista por años tras la cirugía. Si no se le extirpó el recto, puede tener esta sensación y hasta evacuar mucosidad cuando se sienta en el inodoro. Algunas personas a las que se les ha extirpado el recto dicen que la sensación se alivia al sentarse en el inodoro simulando que se está llevando a cabo una evacuación.

Cuándo hay que llamar al médico

Usted debe llamar al médico o enfermera enterostomista si presenta:

  • Calambres que le duran más de 2 o 3 horas.
  • Náuseas o vómitos continuos.
  • Mal olor u olor inusual que dura más de una semana (esto puede ser una señal de infección).
  • Un cambio inusual en el tamaño o color de su estoma.
  • Obstrucción del estoma o si la parte interior del estoma protruye hacia afuera(prolapso).
  • Mucho sangrado proveniente de la abertura del estoma, o sangrado moderado en la bolsa que nota varias veces al estar vaciándola (NOTA: el consumo de betabel o remolachas causará un manchado rojizo que no deberá confundirse con sangrado).
  • Lesiones en el estoma.
  • Una cortadura en el estoma.
  • Sangrado continuo en la zona de contacto entre el estoma y la piel.
  • Irritación grave de la piel o úlceras (llagas) profundas.
  • Deposiciones acuosas que duren más de 5 o 6 horas.
  • Cualquier cosa inusitada relacionada con su ostomía.

Un estoma se puede estrechar con el transcurso del tiempo, por lo general después de muchos años. A este estrechamiento o constricción del estoma se le llama estenosis, y ésta puede causar una obstrucción (bloqueo). La estenosis también puede ser consecuencia de lesiones producidas por la irrigación o por un suministro sanguíneo insuficiente justo después de la cirugía. Generalmente se puede corregir con una operación menor en caso de ser necesario.

Además, es posible que se genere una ruptura o perforación del colon. Esto ocurre cuando la pared del colon se rompe y hay fuga de materia fecal hacia el abdomen. Con el uso de los conos de irrigación, la ruptura o la perforación del colon se da con poca frecuencia. Sin embargo, esto aún puede suceder si no se tiene cuidado al introducir el cono de irrigación en el estoma.


Fecha de última actualización: 02/26/2015
Fecha de último cambio o revisión: 02/26/2015