Trasplante de células madre (trasplantes de sangre periférica, médula ósea y sangre del cordón umbilical)

+ -Text Size

TEMAS

¿Por qué alguien necesitaría un trasplante de células madre?

Los trasplantes de células madre son utilizados para reponer la médula ósea que ha dejado de funcionar o que ha sido destruida por enfermedad, quimioterapia o radioterapia. En el caso de algunas enfermedades, tales como la leucemia, la anemia aplásica y algunas enfermedades sanguíneas hereditarias y del sistema inmunológico, las células madre de la médula ósea no funcionan adecuadamente.

Las células madre enfermas o dañadas pueden producir muy pocas células sanguíneas, muy pocas células inmunológicas o demasiadas células anormales. Cualquiera de estos problemas puede causar que el cuerpo no cuente con niveles suficientes de glóbulos rojos normales, glóbulos blancos o plaquetas. Para combatir estos problemas, puede ser útil un trasplante de células madre.

El algunos tipos de cáncer, tal como algunas clases de leucemia, mieloma múltiple y algunos linfomas, un trasplante de células madre puede ser una parte importante del tratamiento. Esto es lo que sucede: las dosis altas de quimioterapia, que en ocasiones son seguidas con una sesión de radioterapia, son más efectivas que las dosis estándar para combatir las células cancerosas. Sin embargo, las altas dosis también pueden hacer que la médula ósea deje de producir por completo las células sanguíneas que son necesarias para vivir. En este caso es cuando se realizan los trasplantes de células madre. Las células trasplantadas reemplazan la fuente natural del cuerpo de células sanguíneas después de que la médula ósea y sus células madre han sido destruidas por el tratamiento. Este trasplante permite que los médicos usen dosis mucho más altas de quimioterapia para tratar de eliminar todas las células cancerosas.

Además de reemplazar a las células madres dañadas, el trasplante de células madre provenientes de otra persona también puede ayudar a través de otros medios a tratar ciertos tipos de cánceres. Con frecuencia, las células donadas pueden encontrar y eliminar a las células cancerosas mejor de lo que lo podrían hacer las células del sistema inmunológico de la persona que tuvo cáncer. A esto se le conoce como efecto “injerto-contra-cáncer” o “injerto-contra-leucemia”. Esto significa que ciertas clases de trasplantes en realidad ayudan a combatir a las células cancerosas, en lugar de solamente remplazar a las células sanguíneas.

Consideración de someterse a un trasplante de células madre

Esto es una decisión difícil. Aunque un trasplante de células madre puede ayudar a algunos pacientes, incluso hasta brindar a algunos pacientes de cáncer la oportunidad de una cura, decidir someterse a un trasplante no es fácil. Como suele ser el caso con todos los procedimientos médicos, someterse a un trasplante de células madre es su decisión. Su equipo de profesionales de atención contra el cáncer sopesará los riesgos asociados con el cáncer en sí contra los riesgos del procedimiento del trasplante, y tendrá una conversación con usted sobre los riesgos y beneficios que se pueden esperar. Puede que también le hable sobre otras opciones como quimioterapia, radioterapia o estudios clínicos para tratar su enfermedad. Los trasplantes conllevan riesgos graves, y los pacientes pueden morir debido a las complicaciones. La etapa de la enfermedad, la edad del paciente, el momento trascurrido desde el diagnóstico hasta el trasplante, el tipo de donante y el estado general de salud del paciente son factores que deben considerarse al tomar la decisión.

Usted querrá hacer muchas preguntas para asegurase de entender lo que se espera que suceda. Algunas personas acuden con un amigo o familiar que les ayude a recordar todo lo dicho por el médico o equipo de profesionales de trasplantes, así como para que les ayude a recordar las preguntas que quiere hacer, y anotar las cosas importantes. Algunas personas prefieren grabar estas conversaciones, siempre y cuando cuenten con la aprobación del médico o enfermera para hacerlo.

Asegúrese de expresar sus inquietudes y solicitar que le aclaren cómo podría afectarle cualquier cosa de lo que no tenga certeza. Asegúrese que el médico sepa también todo aquello que sea de importancia para usted. Esto es un proceso complicado, y usted querrá saber todo lo que pueda y planear con suficiente antelación.

Muchas personas solicitan una segunda opinión médica antes de decidirse por un trasplante de células madre. Es importante informarse sobre las tasas de éxito del trasplante que está considerando en relación con su diagnóstico y la etapa en su tratamiento. Por lo general, los trasplantes suelen ser más eficaces si se realizan en las etapas iniciales de la enfermedad o cuando la persona se encuentra en remisión, que es cuando el estado general de salud es bueno. Pregunte sobre estos factores y cómo pueden afectar los resultados que se pueden esperar de su trasplante o de otra parte del tratamiento.

Además, hable con su compañía de seguro médico para saber sobre la política de reembolso de los gastos al acudir por una segunda opinión antes de proceder. Podría ser que también quiera decirles sobre el trasplante que está considerando y preguntar cuáles centros de trasplantes están dentro de la cobertura de su seguro de salud. Refiérase también a “Costo del trasplante” bajo la sección “Otros aspectos relacionados con el trasplante”.


Fecha de última actualización: 01/28/2014
Fecha de último cambio o revisión: 01/28/2014