¿Puedo padecer otro cáncer después de haber tenido cáncer de hueso?

Los sobrevivientes de cáncer pueden verse afectados por una serie de problemas de salud, pero a menudo su mayor preocupación consiste en enfrentarse nuevamente al cáncer. Si un cáncer regresa después del tratamiento, a esto se le llama “recurrencia”. Pero algunos sobrevivientes de cáncer pueden desarrollar un nuevo cáncer, no relacionado al primero. A este se le denomina “cáncer secundario”. Independientemente del tipo de cáncer que haya tenido, aún es posible padecer otro (nuevo) cáncer, incluso después de sobrevivir al primero.

Desafortunadamente, recibir tratamiento contra el cáncer no significa que no pueda padecer otro cáncer. Las personas que han tenido cáncer aún pueden padecer los mismos tipos de cáncer que otras personas padecen. De hecho, ciertos tipos de cáncer y sus tratamientos pueden estar vinculados a un mayor riesgo de ciertos cánceres secundarios.

Los sobrevivientes de los cánceres de los huesos y las articulaciones pueden padecer cualquier tipo de cáncer secundario, pero tienen un mayor riesgo de padecer otro cáncer de huesos o de articulaciones (esto es diferente que el regreso del primer cáncer). A veces este es el mismo tipo de cáncer que el tumor original, aunque puede ser un tipo diferente. Por ejemplo, alguien que tenía un condrosarcoma puede padecer un osteosarcoma. El sarcoma de los tejidos blandos también se ve más a menudo de lo esperado después de un cáncer de hueso o de articulaciones.

Los sobrevivientes de cáncer de hueso y articulación también tienen un mayor riesgo de:

El riesgo de leucemia está vinculado a tratamiento con quimioterapia.

Cuidado de seguimiento después del tratamiento

Después de completar el tratamiento para el cáncer de hueso, usted debe consultar a su médico con regularidad. Puede que también le realicen pruebas para buscar signos de que su cáncer ha regresado o se ha propagado. Los expertos no recomiendan ninguna prueba adicional para buscar cánceres secundarios en pacientes que no presentan síntomas. Informe a su médico acerca de cualquier nuevo problema o síntoma, ya que podría deberse a que el cáncer está regresando o a una nueva enfermedad o un cáncer secundario.

Los sobrevivientes del cáncer de hueso deben seguir las guías sobre la detección temprana del cáncer de la Sociedad Americana Contra El Cáncer.

El Children’s Oncology Group cuenta con directrices para el seguimiento de los pacientes tratados por cáncer como un niño, adolescente o adulto joven, incluyendo pruebas de detección para cánceres secundarios. Estas directrices se pueden encontrar en www.survivorshipguidelines.org.

Todos los pacientes deben evitar los productos del tabaco. El tabaco aumenta el riesgo de muchos tipos de cáncer y podría aumentar aún más el riesgo de algunos de los cánceres secundarios observados después de haber tenido cáncer de hueso.

Para ayudar a mantener una buena salud, los sobrevivientes también deben:

  • Lograr y mantener un peso saludable
  • Adoptar un estilo de vida físicamente activo
  • Comer sanamente con un énfasis en los alimentos de origen vegetal
  • Limitar el consumo de alcohol a no más de una bebida al día para las mujeres o dos por día para los hombres

Estos pasos también pueden reducir el riesgo de algunos tipos de cáncer.

Para más información sobre las causas de cánceres secundarios, lea el documento disponible en inglés Second Cancers in Adults.

Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.

Last Medical Review: May 13, 2014 Last Revised: January 22, 2016

La información médica de la La Sociedad Americana Contra El Cáncer está protegida bajo la ley Copyright sobre derechos de autor. Para solicitudes de reproducción, por favor escriba a  permissionrequest@cancer.org.