Cómo lidiar con la pérdida de una parte del cuerpo

En ocasiones, las mujeres que han perdido alguna parte de su cuerpo en su lucha contra el cáncer, especialmente si se trata del seno o parte de algún órgano sexual, dejan de sentir el placer que solían tener por el contacto con dicha parte durante la actividad sexual. Si esa es su situación, puede pedirle a su pareja que frote su cuerpo entero y con ello puede que descubra nuevas zonas con las que pueda remplazar el placer que sentía. A menudo la mujer siente pudor de ver o tocar sus propios genitales. No obstante, el familiarizarse más con el cuerpo puede ser importante en el proceso de restaurar el placer sexual tras el tratamiento contra el cáncer.

Puede sentir más confianza sobre sus órganos genitales al dedicar un momento para observarlos y tocarlos. ¿Ha observado sus propios genitales en el espejo? Muchas mujeres no, o al menos nunca han identificado cada una de las partes distintas de sus órganos. Dedique unos momentos en analizar su propio cuerpo. Tome un espejo de mano y sosténgalo de tal manera que pueda ver sus órganos genitales. Identifique las distintas partes: labios exteriores, labios interiores, clítoris, abertura uretral (urinaria), abertura vaginal y ano. Con uno de sus dedos, toque con delicadeza cada parte, dejando el ano hasta el último para evitar la propagación de bacterias. ¿En cuál de estas partes tuvo una sensibilidad mayor?

    Muchas veces el mismo medicamento opiáceo se usa para tratar el dolor crónico y el dolor intercurrente, así que asegúrese de saber lo que está tomando. Por ejemplo, hidrocodona ER (ER Zohydro) puede usarse para su dolor crónico y la hidrocodona con acetaminofeno (Lortab) es para el dolor intercurrente. ¡No mezcle estos medicamentos!

 

Área genital de la mujer

Si siente pudor o que es desagradable el aspecto de sus genitales, procure intentarlo de nuevo algunos días después. ¿Siguen igual de fuerte sus impresiones negativas al respecto? Algunos artistas han comparado la forma de los genitales femeninos con la forma de una flor o concha de mar. ¿Puede ver belleza en sus propios genitales? ¿El tratamiento contra el cáncer ha cambiado de alguna forma el aspecto de sus órganos genitales externos? De ser así, fíjese la meta de adaptarse a estos cambios y explórelos con delicadeza para ver si hay regiones aún hipersensibles o irritadas.

Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.

Last Medical Review: August 29, 2013 Last Revised: August 29, 2013

La información médica de la La Sociedad Americana Contra El Cáncer está protegida bajo la ley Copyright sobre derechos de autor. Para solicitudes de reproducción, por favor escriba a  permissionrequest@cancer.org.

Sexualidad para la mujer con cáncer