Tratamiento del linfoma de Hodgkin clásico, por etapa

Esta sección resume las opciones de tratamiento para el linfoma de Hodgkin en adultos, según la etapa del cáncer. El tratamiento de la enfermedad en niños es ligeramente diferente al tratamiento que se usa para adultos. Algunas de las diferencias en el tratamiento para adultos y niños se discuten en Tratamiento del linfoma de Hodgkin en niños. Para los adolescentes con linfoma de Hodgkin que han alcanzado el crecimiento completo, por lo general el tratamiento es el mismo que para los adultos.

Las opciones de tratamiento dependen de muchos factores, incluyendo:

  • El tipo de linfoma de Hodgkin
  • La etapa (extensión) del linfoma de Hodgkin
  • Si la enfermedad es o no voluminosa (extensa)
  • Si el linfoma está causando ciertos síntomas (conocidos como síntomas B)
  • Los resultados de los análisis de sangre y otras pruebas de laboratorio
  • La edad de la persona
  • El estado general de salud de la persona

De acuerdo con estos factores, el tratamiento de una persona podría ser algo diferente al resumen general que se da a continuación.

Etapa IA y IIA, favorable

Este grupo incluye el linfoma de Hodgkin que está confinado a un lado del diafragma (arriba o abajo), y que no tiene ningún factor desfavorable. Por ejemplo:

  • No es voluminoso
  • No se encuentra en varias áreas diferentes de ganglios linfáticos
  • No causa ninguno de los síntomas B
  • No causa una alta velocidad de sedimentación de eritrocitos (ESR)

El tratamiento para la mayoría de los pacientes es quimioterapia (usualmente dos a cuatro ciclos del régimen ABVD u ocho semanas del régimen Stanford V), seguida de radiación al lugar inicial del linfoma. Otra opción es quimioterapia sola (usualmente por cuatro o seis ciclos) en pacientes selectos.

Los médicos a menudo ordenan una PET/CT después de unos cuantos cursos de quimioterapia para saber qué tan bien está funcionando el tratamiento y para determinar cuánto tratamiento adicional es necesario (si es que se necesita).

Si una persona no puede recibir quimioterapia debido a otros problemas de salud, la radioterapia sola puede ser una opción.

Para aquellos pacientes que no responden al tratamiento, se puede recomendar quimioterapia usando diferentes medicamentos o altas dosis de quimioterapia (y posiblemente radiación) seguida de un trasplante de células madre. Otra opción puede ser tratamiento con el anticuerpo monoclonal brentuximab vedotin (Adcetris). Si esto no es útil, el medicamento de inmunoterapia, nivolumab  (Opdivo), puede ser beneficioso.

Etapa I y II, desfavorable

Este grupo incluye el linfoma de Hodgkin que está sólo a un lado del diafragma (arriba o abajo), pero que es voluminoso, está en varias áreas diferentes, está causando alguno de los síntomas B, y/o está produciendo una alta velocidad de sedimentación de eritrocitos (ESR).

Por lo general, el tratamiento es más intenso que en la enfermedad favorable. Normalmente comienza con quimioterapia (usualmente ABVD por cuatro a seis ciclos u otros regímenes tal como Stanford V por 12 semanas).

A menudo, se hacen estudios PET/CT después de varios ciclos de quimioterapia para determinar cuánto tratamiento adicional usted necesita. A menudo, después de este tratamiento se administra más quimioterapia. En ese momento, generalmente se administra radioterapia a las localizaciones del tumor, especialmente si era voluminoso.

Para aquellos pacientes que no responden al tratamiento, se puede recomendar quimioterapia usando diferentes medicamentos o altas dosis de quimioterapia (y posiblemente radiación) seguida de un trasplante de células madre. Otra opción puede ser tratamiento con el anticuerpo monoclonal brentuximab vedotin. Si esto no es útil, el medicamento de inmunoterapia, nivolumab (Opdivo), puede ser beneficioso.

Etapas III y IV

Esto incluye linfoma de Hodgkin que se encuentra por arriba y por abajo del diafragma, y/o se ha propagado ampliamente a través de uno o más órganos fuera del sistema linfático.

Por lo general, los médicos tratan a estas etapas con quimioterapia usando regímenes más intensos que lo que se usa en etapas más iniciales. Aunque se puede usar ABVD (por al menos seis ciclos), algunos médicos favorecen el tratamiento más intenso con el régimen Stanford V por 12 semanas, o incluso el régimen BEACOPP si existen varios factores pronósticos desfavorables.

Se pueden emplear estudios PET/CT durante o después de la quimioterapia para evaluar cuánto tratamiento adicional usted necesita. Dependiendo de los resultados de los estudios, se puede administrar más quimioterapia. Se puede administrar radioterapia después de la quimioterapia, especialmente si había cualquier área grande de tumor.

Para aquellos pacientes cuyos linfomas de Hodgkin no responden al tratamiento, se puede recomendar quimioterapia usando diferentes medicamentos o altas dosis de quimioterapia (y posiblemente radiación) seguido de un trasplante de células madre. Otra opción puede ser tratamiento con el anticuerpo monoclonal brentuximab vedotin. Si esto no es útil, un medicamento de inmunoterapia, como el nivolumab (Opdivo) o el pembrolizumab (Keytruda), puede ser beneficioso.

Linfoma de Hodgkin resistente

El tratamiento del linfoma de Hodgkin debe eliminar todos los indicios de linfoma. Una vez finalice el tratamiento inicial, el médico ordenará estudios, tal como CT/ PET, para determinar si hay signos de linfoma de Hodgkin. Si el linfoma de Hodgkin está presente todavía, la mayoría de los expertos opinan que es poco probable que dar más dosis del mismo tratamiento lo cure. 

Algunas veces, la radioterapia a un área de la enfermedad que permanece después de la quimioterapia podría ser curativa. Otra opción pudiera ser usar una combinación diferente de quimioterapia. Si el tratamiento inicial fue radiación sola, la quimioterapia (con o sin más radiación) también pudiese curar la enfermedad.

Si el linfoma de Hodgkin aún sigue después de la combinación de estos tratamientos, la mayoría de los médicos recomendaría altas dosis de quimioterapia (y posiblemente radiación) seguida de un autotrasplante de células madre, si se puede realizar. Si después de este tratamiento el cáncer permanece, un alotrasplante de células madre puede ser una opción.

Otra opción, ya sea en lugar de o después del trasplante de células madre, puede ser tratamiento con el anticuerpo monoclonal brentuximab vedotin (Adcetris). Si esto no es útil, el medicamento de inmunoterapia, nivolumab (Opdivo), puede ser beneficioso.

Linfoma de Hodgkin recurrente o en recaída

Si el linfoma de Hodgkin regresa después del tratamiento, el tratamiento adicional depende del lugar donde vuelve a aparecer el linfoma, el tiempo que transcurrió desde el tratamiento inicial y del tratamiento recibido inicialmente. 

Si el tratamiento inicial fue radioterapia sola, la enfermedad recurrente por lo general se trata con quimioterapia.

Si se usó primero quimioterapia sin radioterapia, y el cáncer regresa sólo en los ganglios linfáticos, el paciente podría recibir radioterapia a los ganglios linfáticos con o sin más quimioterapia. Otra opción puede ser quimioterapia con diferentes medicamentos. 

Por lo general, la radiación no se puede repetir en la misma área. Si, por ejemplo, el linfoma de Hodgkin en el tórax fue tratado con radiación y regresó en el tórax, este normalmente no se puede tratar con más radiación al tórax. Esto es así independientemente del tiempo que haya trascurrido desde que primero se administró la radiación.

Si el linfoma regresa después de varios años, entonces usar los mismos o diferentes medicamentos de quimioterapia (posiblemente junto con radiación) podría aún curarlo. Por otro lado, es posible que los pacientes cuyos linfomas de Hodgkin regresan poco tiempo después del tratamiento necesiten tratamiento más intensivo. Por ejemplo, si el linfoma de Hodgkin ha regresado en un período de pocos meses después del tratamiento original, se puede recomendar quimioterapia en altas dosis (y posiblemente radiación) seguida de un autotrasplante de células madre.

Si el linfoma de Hodgkin aún permanece después de un autotrasplante, una opción puede ser un alotrasplante de células madre. Otra opción, ya sea en lugar de o después del trasplante de células madre, puede ser tratamiento con el anticuerpo monoclonal brentuximab vedotin (Adcetris). Si esto no es útil, un medicamento de inmunoterapia, como el nivolumab (Opdivo) o el pembrolizumab (Keytruda), puede ser beneficioso.

La información sobre los tratamientos que se incluye en este artículo no constituye una política oficial de la Sociedad Americana Contra El Cáncer y no tiene como objetivo ofrecer asesoramiento médico que remplace la experiencia y el juicio de su equipo de atención médica contra el cáncer. Su objetivo es ayudar a que usted y su familia estén informados para tomar decisiones conjuntamente con su médico. Es posible que su médico tenga motivos para sugerir un plan de tratamiento distinto de estas opciones generales de tratamiento. No dude en hacer preguntas a su médico sobre sus opciones de tratamiento.

Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.

Bartlett NL, Foyil KV. Chapter 105: Hodgkin lymphoma. In: Niederhuber JE, Armitage JO, Dorshow JH, Kastan MB, Tepper JE, eds. Abeloff’s Clinical Oncology. 5th ed. Philadelphia, Pa. Elsevier: 2014.

National Cancer Institute. Physician Data Query (PDQ). Adult Hodgkin Lymphoma Treatment. 2016. Accessed at www.cancer.gov/types/lymphoma/hp/adult-hodgkin-treatment-pdq on April 20, 2016.

National Comprehensive Cancer Network (NCCN). Practice Guidelines in Oncology: Hodgkin Lymphoma. Version 2.2016. Accessed at www.nccn.org/professionals/physician_gls/pdf/hodgkins.pdf on April 20, 2016.

Ramchandren R. Advances in the treatment of relapsed or refractory Hodgkin’s lymphoma. Oncologist. 2012;17:367−376.

Younes A, Carbone A, Johnson P, Dabaja B, Ansell S, Kuruvilla J. Chapter 102: Hodgkin’s lymphoma. In: DeVita VT, Lawrence TS, Rosenberg SA, eds. DeVita, Hellman, and Rosenberg’s Cancer: Principles and Practice of Oncology. 10th ed. Philadelphia, Pa: Lippincott Williams & Wilkins; 2015.

Last Medical Review: February 10, 2017 Last Revised: February 10, 2017

La información médica de la La Sociedad Americana Contra El Cáncer está protegida bajo la ley Copyright sobre derechos de autor. Para solicitudes de reproducción, por favor escriba a  permissionrequest@cancer.org.