¿Qué es una urostomía?

La urostomía es una abertura en el vientre (pared abdominal) hecha mediante cirugía. Sirve para desviar la orina fuera de la vejiga que está enferma, ha sido lesionada, o que no funciona como debería. La vejiga se evita o se extirpa. (La cirugía que se realiza para extirpar la vejiga se llama cistectomía). Después de esta cirugía, la orina se hace pasar fuera del cuerpo a través de una abertura en el vientre llamada estoma. El cirujano o un(a) enfermero(a) especialista en el cuidado de heridas, ostomías e incontinencia (Wound Ostomy Continence Nurse o WOCN, en inglés) determinará el mejor lugar para el estoma. (Los enfermeros especialistas en el cuidado de heridas, ostomías y la incontinencia han recibido un entrenamiento especial para atender e instruir a los pacientes acerca del cuidado de las ostomías. También se les conoce como enfermeros de ostomía).

El estoma tendrá un color de rosado a rojo y estará húmedo y brilloso. La forma del estoma será entre redonda y ovalada, y su tamaño se reducirá con el pasar del tiempo después de la cirugía. Puede que algunos estomas sobresalgan un poco, mientras que otros pueden quedar emparejados o al ras con la piel.

Usted no podrá controlar la salida de la orina a través del estoma.  Por lo tanto, es probable que necesite una bolsa para recoger la orina cuando salga del cuerpo. El estoma no tiene terminaciones nerviosas; por lo que no duele ni incomoda. Se trata solo de un cambio en la manera en que la orina sale de su cuerpo.

Una urostomía no es una enfermedad, pero generalmente se necesita debido a una enfermedad u otro problema. Una urostomía causa un cambio en la manera en que su cuerpo funciona. Este procedimiento cambia quirúrgicamente la manera en que la orina sale de su cuerpo.

¿Por qué sería necesaria una urostomía?

Una cirugía de urostomía se realiza cuando ciertas enfermedades o afecciones causan graves problemas de la vejiga.

Si hay cáncer en la vejiga, parte del tratamiento puede ser extirpar todo o parte de la vejiga y desviar la orina haciendo una urostomía.

A algunas personas les resulta más fácil controlar una urostomía que una vejiga que no funciona bien. A menudo, los problemas con la vejiga significan que las personas no pueden controlar el flujo de orina (tienen incontinencia). Esto puede ser estresante, y causar problemas en la piel debido a humedad constante.

Algunos niños nacen con un defecto en el tracto urinario que causa que la orina regrese a los riñones. Esto causa infecciones graves o frecuentes. Para estos niños, una urostomía puede salvar sus vidas. A través de la cirugía se puede crear una vía por la que la orina se desplace fácilmente sin ningún bloqueo (u obstrucciones) que ocasionen su regreso. Esto permite que los riñones funcionen de la mejor manera.

Cómo prepararse para su cirugía

Mientras usted se prepara para la cirugía abdominal, su médico y/o enfermera de ostomía le explicará el proceso y observará su abdomen para encontrar la mejor localización para el estoma. A usted le pedirán que use una bolsa de muestra para asegurar que el lugar seleccionado esté en la superficie más plana posible y que usted esté cómodo en todas las posiciones. Si usted tiene pasatiempos, actividades o hábitos que puedan verse afectados por la localización de la bolsa, hable con el médico o la enfermera de ostomía.

Hablar con alguien que ha pasado por una experiencia similar puede ser útil también. Busque un programa de visitantes con ostomías en su área - una enfermera de ostomía puede ayudar con esto. Este es un programa que le pone en contacto con un voluntario de la United Ostomy Association, quien al igual que usted tiene una urostomía y que se ha adaptado bien a los cambios que esta ocasiona. Él o ella puede contestar muchas de sus preguntas sobre la vida cotidiana. También puede que le sea útil formar parte de un grupo de apoyo de personas ostomizadas. Un grupo de apoyo le permite compartir sus sentimientos y hacer preguntas conforme se va recuperando y adaptando a su urostomía. Además, usted puede compartir su testimonio con otras personas que pueden beneficiarse de su experiencia.

Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.

Actualización más reciente: octubre 16, 2019

La información médica de la La Sociedad Americana Contra El Cáncer está protegida bajo la ley Copyright sobre derechos de autor. Para solicitudes de reproducción, por favor escriba a  permissionrequest@cancer.org.